En la Cabalgata de Alcoy, los pajes, es decir, los criados de los Reyes Magos, son negros, pero de una raza especial: piel betún y labios rojo fuego. Es la cabalgata más antigua de España, Bien de Interés Cultural, pero varias ONG denuncian que también es racismo puro.

La diputada de Podemos-Compromís por Alicante se unió a las críticas por Twitter, pero lo borró por recomendación de su partido, porque todos en Alcoy defienden su cabalgata. "Es una tradición que hay aquí y ya está nunca se ha hecho con esa intención", asegura un vecino.

Qué sería de nuestras cabalgatas sin esos reyes embadurnados, negros de calva blanca y besos manchados de betún. Pero ¿y si lo hiciéramos al revés? Negros pintados de reyes blancos, ¿raro, no? La asociación Orbita Diversa lo critica unas fotos.

El betún retrocede en el mundo: en Holanda, San Nicolás reparte regalos con su esclavo negro pintado, pero muchas ciudades han empezado a prohibirlo.

En Estados Unidos hubo un tiempo en que los personajes negros en cine y teatro los interpretaban sólo blancos y en los años 60 lo prohibieron. ¿Y en Alcoy? ¿Peligra la tradición?