Cada cierto tiempo, los sistemas operativos proponen actualizaciones a los usuarios. Estas deben de ser aceptadas voluntariamente y, en la mayoría de casos, el resultado de su instalación implica una mejora para el funcionamiento de tu ordenador. No obstante, estas también se pueden convertir en una auténtica trampa, especialmente si su desarrollador comete algún fallo. Y este, al parecer, ha sido el caso de Microsoft.

Así lo ha denunciado Marsha Collier, una conocida presentadora de podcasts especializada en tecnología, en su cuenta de Twitter: “No instaléis esta actualización de Windows”, escribe. Este llamamiento surge de las quejas de múltiples usuarios de la red, que han advertido en Reddit de los problemas causados por la actualización.

 

La clave está en unos drivers —archivos creados para facilitar la comunicación entre sistema operativo y el ‘hardware’— fallidos. De hecho, como aparece en el propio nombre del archivo a instalar, la fecha de los drivers de esta actualización data del 18 de julio del año 1968.

La instalación de drivers antiguos puede afectar al funcionamiento del dispositivo. No obstante, si atendemos a lo que explicaba otro usuario de Reddit un par de años atrás, es cierto que estos archivos dan fallos por ser anteriores, pero la fecha exacta de su creación no es 1968. Es más, Intel —compañía encargada de los drivers—asegura en su cuenta de Twitter que la fecha es simbólica: “Esto es para asegurarse de que no sobrescribe ningún otro controlador. La fecha 18/07/1968 tiene un significado simbólico: es el día de la fundación de Intel”, explican. Por otra parte, Microsoft no se ha pronunciado, a pesar de que son varios los usuarios que han expuesto sus dudas a la compañía.

 

La actualización fue liberada la semana del pasado 21 de septiembre, e iba acompañada de otras actualizaciones de controladores opcionales para Windows 10 May 2020 Update. Realmente, es un driver que solo se puede descargar si el usuario lo desea, pero el hecho de que esté ubicado en el apartado "Windows Update" puede generar confusión. En la imagen inferior se muestran todos los drivers actualizables. En este caso, los que no hay que seleccionar son aquellos con la fecha seleccionada.

Por otra parte, si por error lo has instalado, tienes dos posibles soluciones: por un lado, buscar en la web de Intel la versión más actualizada de dichos drivers, aunque esto puede ser laborioso y el ordenador necesitaría reemplazar uno por otro para retomar el buen funcionamiento. En cambio, hay otro camino (probablemente la solución más sencilla), que es acudir a la sección de tu equipo "Administrador de dispositivos", hallar este driver y eliminarlo para que todo vuelva a la normalidad.