¿Tu ropa se ha manchado de pintura? Debes saber que los diversos tipos de pinturas se adhieren de manera diferente a cada tipo de tejido, por eso no debes arriesgarte a comprar cualquier quitamanchas a lo loco, ya que podrías dañar la prenda en cuestión. Para quitar manchas de pintura de la ropa, es importante conocer de qué pintura se trata y algunos trucos básicos que harán que el proceso sea más sencillo.

La mayoría de las pinturas son de dos tipos: base de agua o de aceite, dependiendo de su composición. Las pinturas al agua incluyen las pinturas acrílicas o al agua (porque se diluyen con agua) y las de látex. Las acrílicas se suelen utilizar para obras de arte y manualidades, mientras que las pinturas de látex se emplean para pintar paredes y techos.

Las pinturas al aceite suelen ser más brillantes que las pinturas al agua y se utilizan con frecuencia para pintar molduras, armarios, puertas de metal y madera, además de paredes y techos.

Si no estás seguro de qué tipo de pintura se trata, comprueba la etiqueta o el envase de la pintura. Si es una pintura con base de agua, estás de suerte porque este tipo de pintura es un poco más fácil de eliminar que la de base de aceite. Pero no te preocupes, también es posible eliminar las pinturas al aceite de la ropa.

Cómo quitar pintura acrílica de la ropa

1- Actúa con la mayor rapidez posible. Siempre será más sencillo el proceso si tratas de retirar parte de la pintura cuando aún está húmeda, ya que una vez que está seca se adhiere más en la tela y tendríamos que humedecerla de nuevo para poder limpiarla bien. Si no tienes tiempo para limpiarla en el momento en el que se ha manchado, entonces sería recomendable que dejes la prenda en remojo hasta que puedas lavarla

2- El papel absorbente te ayudará a retirar las manchas de la pintura, especialmente si está húmeda

3- Si no has podido evitar que la mancha en la ropa se haya endurecido, entonces procura rasparla con un cuchillo sin filo o una cuchara. Primero inicia raspando suavemente. No raspes del todo porque puedes dañar la tela, el fin de este paso es meramente retirar la mayor cantidad posible de pintura de la superficie.

4- Si queda algo de pintura después del lavado, intenta secar suavemente con un quitaesmalte sin acetona, laca para el pelo o alcohol de quemar y vuelva a lavar.

5- Si la mancha sigue ahí, considera la posibilidad de llevar la prenda a una tintorería profesional.

Amoniaco y vinagre para las manchas de acrílico

Un truco para quitar manchas de pintura acrílica en la ropa es una mezcla de amoniaco y vinagre. En realidad, su uso es muy efectivo para retirar los lamparones de pintura de todos los tejidos.

Rellena un cubo o barreño en el que puedas sumergir la prenda, especialmente la zona manchada durante un minuto, con agua tibia. En un recipiente aparte, vierte la misma cantidad de vinagre que de amoniaco y añádele un poco de sal. En este paso te recomendamos el uso de guantes y que tengas la zona ventilada.

Ahora retira la prenda del cubo en el que estaba humedeciéndose y escúrrela lo máximo que puedas. Tiene que quedar húmeda, pero que no gotee. Una vez que esté escurrida, vamos a introducirla en el recipiente donde hemos creado la disolución de vinagre, amoníaco y sal. Frótala sin temor. Puedes hacerlo tanto con una esponja, como con las manos. Una vez que la hayas aclarado con agua fría, revisa si quedan restos de la mancha. Si es así, repite el proceso las veces necesarias y una vez que la mancha haya desaparecido, enjuágala con agua fría de nuevo e introdúcela en la lavadora, lavándola como lo haces habitualmente.

Cómo retirar pintura acrílica en ropa blanca y ropa oscura

1. Alcohol isopropílico: no hay diferencia entre los métodos de limpieza de ropa blanca y ropa oscura. La primera consideración que debes tener en cuenta es que la ropa blanca requiere una aplicación más cuidadosa de los productos, ya que se pueden crear nuevas manchas además de llevarse el color original y dejar la ropa amarilla. Primero, empapa con alcohol isopropílico la mancha de pintura. Para raspar la pintura puedes utilizar una moneda, un palo u otro objeto para retirar la mancha lo máximo posible. Luego introdúcela en la lavadora realizando el lavado habitual.

2. Detergente para lavar ropa a mano o lavavajillas: Dale la vuelta a la prenda y colócala bajo el chorro del grifo con agua templada tirando a fría. Mientras tanto, en un recipiente añade agua caliente y un poco de jabón lavavajillas o de detergente para hacer lavados a mano. Coge un trapo o alguna esponja y sumérgela en la disolución de agua con jabón y frota ligeramente la zona manchada sin darle la vuelta en ningún momento. Una vez que te asegures de que la mancha ha desaparecido, enjuágala con agua tibia y comprueba si la prenda se puede lavar en la lavadora y lávala de manera habitual.

Cómo quitar la pintura seca de la ropa

Para quitar una mancha de pintura acrílica en seco sigue los siguientes pasos:

1. Utiliza un producto que contenga alcohol. En este caso te vendrá bien un quitaesmalte

2. Humedece un paño limpio con el quitaesmalte y empieza a frotar directamente sobre la mancha

3. Refriega la pintura hasta que el paño obtenga el mismo color de la mancha. Esto es una señal de que el quitaesmalte está absorbiendo toda la pintura en el paño

4. Introduce la prenda en la lavadora y realiza un prelavado con detergente. También puedes hacerlo a mano

5. Mete la prenda en la lavadora realizando un ciclo de no más de 30º

6. Seca bien la prenda y comprueba si la mancha se ha quitado por completo

Cómo limpiar manchas de pintura con base de aceite

Limpiar las manchas de pintura con base de aceite es una tarea un pelín más tediosa, pero no imposible. Solo sigue los pasos que te hemos aconsejado en el apartado anterior de humedecer la prenda en un barreño, pero esta vez con agua fría para no arriesgar que la pintura se adhiera más al tejido.

Es importante que se haya quedado en remojo al menos durante unas horas o la noche anterior si es posible. Una vez pasadas las horas en remojo, lava primero a mano la zona de la mancha con un detergente para lavado a mano y restriega con firmeza hasta que la mancha se haya diluido bien. A continuación, y con la ayuda de un paño o esponja, humedece la zona con aguarrás y restriega toda la zona manchada con el producto. Para mayor eficacia te aconsejamos realizar el proceso repetidas veces, con sumo cuidado de que la tela no sea delicada o fina.

Una vez que compruebes que la mancha ha desaparecido, enjuaga los restos del aguarrás en la prenda con agua tibia y lávala como de costumbre.

Otra manera de tratar las manchas de pintura con base de aceite es con glicerina. La glicerina contiene agentes químicos muy potentes que conseguirán hacer desaparecer a la mancha. Solo tienes que aplicar un poco de glicerina sobre la mancha y dejarla actuar toda la noche. Al día siguiente, enjuágala como te hemos aconsejado y lávala en la lavadora.

En caso de que la pintura se resista

Humedece un disco de algodón con alcohol etílico y frota con suavidad, pero con firmeza la zona manchada hasta que el algodón haya adquirido el mismo color de la mancha, el mismo proceso que realizamos con el quitaesmalte.

Si es necesario, frota con un detergente de lavado a mano ligeramente con un cepillo de cerdas suaves, para trabajar más profundamente las fibras de la tela, teniendo especial cuidado de que no sea una tela fina y delicada, ya que podrías desgarrar esas fibras y deshacer la costura si frotas con mucha fuerza.

Por último, enjuaga bien la prenda con agua tibia y realiza el lavado como aconseje el fabricante de la prenda. Déjala secar al sol y no olvides comprobar antes si la mancha ya ha desaparecido.

Te recordamos tener siempre mucha precaución con el uso de productos fuertes, ponte guantes siempre, no uses mucha cantidad y lee siempre las etiquetas. ¡Suerte!