Valladolid es famosa por su gastronomía y por sus vinos, contando con hasta cinco denominaciones de origen: Ribera del Duero, Rueda, Cigales, Toro y Tierra de León. Por eso es uno de los mejores lugares de España para practicar el denominado 'enoturismo' (el que potencia la riqueza vitivinícola), pero no a través de sus bares y restaurantes sino a través de sus museos gastronómicos, que son varios los que existen en la provincia.

Proponemos empezar por el Museo del Pan, que forma parte de nuestra cultura y está presente en nuestra alimentación desde tiempos inmemoriales. En este museo podrás conocer mejor este producto, sus variedades, sus procesos de elaboración y hasta sus evolución a lo largo de la historia. El objetivo de este museo es dar a conocer los secretos que rodean a la elaboración de este alimento y por otro, potenciar la fama del pan de Valladolid fuera de la provincia.

El Museo del Pan se encuentra en la Iglesia de San Juan, en la localidad de Mayorga de Campos. La visita comienza con un viaje sensorial descubriendo el mundo de los cereales para a continuación conocer el mundo del molinero y los diferentes tipos de molinos: desde los más sencillos y antiguos hasta los de la tecnología más moderna. Descubriremos también el proceso de panificación y por último, encontraremos una planta en la que la idea es hacer un recorrido alrededor del mundo cultural en torno al pan: refranes, curiosidades científicas, la dieta y su valor nutritivo... Hasta la presencia del pan en la religión y sus manifestaciones. Cuando salgas del museo te darás cuenta de lo poco que conocías de este alimento que consumimos diariamente y serás consciente de la miga que tiene el tema.

Siguiendo esta ruta por las galerías gastronómicas, es aconsejable visitar el Museo del Queso de Villalón, en Villalón de Campos (al norte de la provincia de Valladolid), una villa  que desde la época medieval destacó por sus ferias y mercados. Allí se vendían quesos famosísimos elaborados diariamente con leche recién ordeñada de las ovejas. Y así se sigue haciendo hoy en día.

Se trata de un lugar que estamos convencidos de que entusiasmará a los fanáticos del queso. Aquí se muestran los secretos de una tradición inolvidable que pretenden conservar y transmitir durante muchos años más. Allí podrás jugar con el queso y aprenderás a usar todos los utensilios que se usan para su elaboración. Si quieres acercarte a conocerlo debes saber que está abierto únicamente de jueves a domingos y que los pases debes adquirirlos desde la Oficina de Turismo.

Otro lugar recomendable es Palazuelo de Vedija, que forma parte de los municipios de Tierra de Campos, donde encontrarás el Centro de Interpretación de la Matanza. Aquí descubrirás utensilios y herramientas relacionados con este ritual que se viene desarrollando desde años ancestrales. La Fiesta de la Matanza es una jornada festiva donde conviven los habitantes del pueblo y los turistas, que se acercan curiosos para ver de cerca y participar en este evento gastronómico. Para saber cuando puedes acudir al Centro y concertar una visita, lo mejor es que llames a este número de teléfono 616 69 85 99.

Por último, no puedes perderte los vinos de la provincia de Valladolid y el mejor lugar para degustarlos es el Museo Provincial del Vino, eje sobre el que bascula todo el turimo enológico de la provincia. Ubicado en el majestuoso castillo de Peñafiel, que fue declarado Monumento Histórico Nacional en 1917, se encuentra en el corazón de la Ribera del Duero. En el centro del castillo se alza la Torre del Homenaje, desde donde podrás observar las riberas del Duero y del Duratón, el valle del Botijas, viñedos y pinares.

Este espacio museístico fue promocionado en 1999 por la Diputación de Valladolid y promueve el conocimiento de la provincia a través del mundo del vino, pues el enoturismo es capaz de aglutinar todos los recursos de la comarca: su paisaje y naturaleza, el patrimonio artístico, la artesanía, el ocio el deporte, las fiestas y tradiciones y, cómo no, la gastronomía. Cuando entres a a esta galería del vino déjate llevar por sus dependencias, no dejes de entrar en su sala de catas profesional y visita la tienda. Si tienes pensado acercarte, ten en cuenta que de aquí a septiembre, los lunes permanecerá cerrado.

¿Quién dijo que visitar museos era aburrido? Estos centros gastro-culturales son algunos de los que mejor le van a sentar a tu paladar y a tu estómago. Esperamos que los disfrutes y ya sabes: disfruta del vino, pero bebe con moderación.

Más información:
Provincia de Valladolid
Ayuntamiento de Valladolid