Viajestic » Escapadas

ESCAPADAS HISTÓRICAS

Estas son las ciudades que han sido capital de España a lo largo de la historia

A lo largo de la historia, España ha tenido más capitales que Madrid. Es el momento de recordar qué ciudades lo fueron y, sobre todo, en qué periodo.

Madrid

Imagen de Diego Delso en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 4.0 Madrid

Publicidad

Hay alguno que otro que todavía cree firmemente que Madrid ha sido siempre la capital de nuestro país… Pero eso no es cierto. A lo largo de nuestra historia, muchas han sido las ciudades de nuestro territorio que han ostentado este honor y privilegio. Muchas de ellas como Toledo o Valladolid pueden sonarte, pero hay algunas otras que ni tan siquiera imaginas. Es el momento de descubrirlas todas.

Córdoba | Imagen de Ajay Suresh en Wikipedia, licencia: CC BY 2.0

Córdoba

Ciudad fundada por los romanos allá por el siglo II a.C, llegó a ser la capital de la conocida como Hispania Ulterior durante la República romana. Bien es cierto que, a pesar de todo, su mayor esplendor como capital se produjo en plena dominación musulmana de la Península Ibérica. Y es que se alzó como la capital de nada más y nada menos que el Emirato de Córdoba. Por su Mezquita-catedral, su casco antiguo, su fiesta de Patios cordobeses o, incluso, Medina Azahara, Córdoba es la ciudad que más títulos de Patrimonio de la Humanidad tiene en el mundo. ¡Y es algo muy merecido!

Barcelona | Pixabay

Barcelona

Fue, sin lugar a dudas, la primera sede regia visigoda, conocida antiguamente como Barcino. En la actualidad, podemos encontrar diversos restos de este importante periodo, aunque la mayor parte de lo conservado lo podemos encontrar en el subsuelo arqueológico del mismísimo Museo de Historia de la ciudad. Cabe destacar que a finales de 1937, en plena Guerra Civil, el Gobierno republicano decidió trasladar su capital a Barcelona.

Cangas de Onís | Imagen de Txo en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 4.0

Cangas de Onís

Esta puede ser una de las que más sorprenda, pero es importante saber que Cangas de Onís fue nada más y nada menos que la primera capital del Reino de Asturias. Es decir, el primero de los reinos cristianos que se abrieron paso a través de la Península tras la conquista musulmana. De hecho, en Covadonga, don Pelayo ganó esa decisiva batalla con la que, en 722, comenzó la Reconquista. De ahí que Cangas de Onís fuera esa primera sede de lo que se conocía como “Asturum Regnum”.

Toledo | Imagen de Dmitry Dzhus en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 2.5

Toledo

Tuvo una gran importancia como capital en dos momentos muy importantes de la historia de nuestro país. El primero de ellos nos hace viajar hasta el año 567, cuando el rey Atanagildo quiso pasar el poder visigodo desde Barcelona a Toledo. Así pues, tras esta decisión, empezó a ser la sede regia de nada más y nada menos que la Hispania visigoda. Ahora bien, no todo queda ahí. Entre los años 1519 y 1561, el rey Carlos I de España y V de Alemania decidió que Toledo fuera la capital del Imperio. En 1561, la Corte finalmente se trasladaron a Madrid.

Madrid | Imagen de Luis García en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 3.0

Madrid

Tenemos que remontarnos al año 1561 citado anteriormente, cuando Felipe II quiso establecer la Corte, de manera permanente, en esta ciudad. Es evidente que es una de las decisiones más importantes de la historia de Madrid puesto que, por aquel entonces, tan solo era una ciudad más del Reino. Felipe II tomó esta decisión, entre otras tantas cuestiones, por la centralidad geográfica que presenta esta ciudad respecto al resto de la Península. En ese momento comenzó todo, aunque entre los años 1601 y 1939 observamos cómo las Cortes terminan pasando por ciudades como Valladolid, Cádiz, Sevilla, Valencia o, incluso, Burgos. Eso sí, en 1939 la capitalidad de España regresó a Madrid para hacerlo de forma permanente.

Valladolid | Imagen de Xavi López en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 3.0

Valladolid

Históricamente, sobre todo en la Edad Media, Valladolid siempre ha sido una ciudad referente. Uno de los puntos de inflexión lo encontramos nada más y nada menos que en el año 1601, cuando el Duque de Lerma, valido de Felipe III, tomó la decisión de trasladar la Corte de Madrid a esta ciudad castellana. Esto supuso un punto de inflexión en todos los aspectos puesto que, inevitablemente y desde el año 1601 a 1606, Valladolid se convertía en la capital del Imperio.

Sevilla | Imagen de Ingo Mehling en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 4.0

Sevilla

Tan solo ostentó este título durante dos años, entre 1808 y 1810. Esto coincidía con las históricas y relevantes guerras napoleónicas. Por aquel entonces, prácticamente todo el territorio español estaba invadido por estas tropas francesas. Mientras tanto, Sevilla era una de las ciudades que luchó con más fuerza contra esta invasión. Debemos viajar al mes de diciembre de 1808 cuando el conde Floridablanca convocó a la Junta Central en esta ciudad, convirtiéndose el Real Alcázar en la misma sede. Esa capitalidad llegó a su fin tan solo un par de años más tarde, cuando a Sevilla no le quedó más opción que entregarse a las tropas de Napoleón.

Cádiz | Pixabay

Cádiz

No solamente estamos ante la ciudad más antigua de España, sino también de toda Europa. Debemos tener en cuenta que su fundación allá por el siglo XIII a.C, unos ochenta años después de la conocida guerra de Troya. Cádiz también fue capital de España, trasladando a este lugar las Cortes tras la entrega de Sevilla a las tropas napoleónicas. El periodo como capital fue de unos 3 años, desde 1810 a 1813. Es en este preciso momento, en el año 1812, cuando se proclamó la Constitución Española, más conocida como “La Pepa”.

Valencia | Imagen de Diego Delso en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 3.0

Valencia

Esta ciudad también obtuvo este título, desde noviembre de 1936 a octubre de 1937. Por lo tanto, nos tenemos que situar en la Guerra Civil española. Esto sucedió cuando el Consejo de Ministros tomó la decisión de quitar la capitalidad a Madrid, al ver que las tropas franquistas cada vez estaban más cerca de esta ciudad. Esta situación ocurrió de un día para otro, eligiendo como sede de las Cortes un edificio tan significativo como es el Palacio de los Borja. Desde ese mismo instante, este edificio pasó a ser el centro de operaciones de nada más y nada menos que el bando republicano.

Burgos | Pixabay

Burgos

La ciudad, entre el 1 de abril y el 18 de octubre de 1939, se convirtió en la capital de la España sublevada, durante la etapa de la Guerra Civil. En cuanto terminó la contienda, Franco decidió volver a otorgar a Madrid esa capitalidad que, durante un tiempo, se le había arrebatado.

Publicidad