GALICIA

Catedral de Lugo: la razón por la que Lugo es conocida como La Ciudad del Sacramento

Es el momento de hacer un repaso a la historia de la Catedral de Lugo, uno de los grandes elementos que podemos encontrar en la ciudad gallega.

Catedral de Lugo, el motivo por el cual Lugo es conocida como “la Ciudad del Sacramento”

Catedral de Lugo, el motivo por el cual Lugo es conocida como “la Ciudad del Sacramento” Imagen de Diego Delso en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 4.0

Publicidad

STORIES

Lugo se ha convertido en una de las ciudades de Galicia que más visitantes recibe cada año. No es ningún secreto que todos ellos se quedan con ganas de volver, ya que pasear por sus calles, conocer su historia y ver sus monumentos son acciones que no dejan indiferente a nadie.

Es el momento de hacer hincapié en una de las construcciones que, desde luego, menos pasa desapercibida de Lugo. Estamos hablando de la Catedral de Santa María, un templo católico que no solamente llama poderosamente la atención por su fachada y su estructura, sino también por su espectacular interior.

La Catedral de Lugo, a través de su historia

Para empezar, debemos tener en cuenta que no existen muchos datos respecto a esa primera iglesia. El periodo podría ser entre el siglo I hasta mediados del siglo VIII, coincidiendo con la etapa del obispo Odoario. Lo que sí se sabe es que este obispo fue el que llevó a cabo la restauración inicial.

Lo cierto es que este edificio era de una enorme belleza, y así quedó reflejado en un diploma de Alfonso II. A tal punto llega la cosa que el Rey Casto no dudó un solo segundo en utilizar esta construcción como modelo a seguir a la hora de erigir nada más y nada menos que la Catedral de Oviedo.

Catedral de Lugo
Catedral de Lugo | Imagen de Antonio Costa en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 3.0

Un nuevo punto de inflexión en la historia de la Catedral de Lugo nos hace viajar al primer tercio del siglo XII. Por aquel entonces, la edificación estaba en unas condiciones realmente deplorables. Por ese mismo motivo, el obispo Pedro III y diversos altos cargos, no dudaron en pedir al maestro Raimundo de Monforte que se encargase de su reconstrucción, allá por el año 1129, finalizando en 1273.

Este es el motivo por el que, en la catedral actual, predomina el románico. Se tomó la decisión, a su vez, de que esta edificación religiosa estuviese dedicada a Santa María, en su advocación de la Virgen de los Ojos Grandes. Una de las grandes joyas que podemos encontrar en esta Catedral es, sin lugar a dudas, su retablo mayor.

Se trata de una imponente obra de Cornelis de Holanda. Debemos tener en cuenta que sufrió grandes daños como consecuencia del histórico Terremoto de Lisboa que tuvo lugar en 1755. Motivo por el cual se decidió dividirlo en varios fragmentos, situados en ambos extremos de la nave de crucero.

Lejos de que todo quede ahí, una de las grandes curiosidades de la Catedral de Lugo es que cuenta con el privilegio papal de exposición permanente del Santísimo Sacramento. Por ese mismo motivo, el cáliz y la sagrada hostia aparecen en el escudo de la ciudad gallega. En él encontramos la siguiente leyenda:" Hic hoc misterivm fidei firmiter prifitemvr" que significa "creemos con fidelidad en este misterio", haciendo referencia al misterio de la Eucaristía, también reflejado en el escudo de la Comunidad Autónoma. Gracias a esto, Lugo es conocida como “Ciudad del Sacramento”.

Catedral de Lugo
Catedral de Lugo | Imagen de Diego Delso en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 4.0

La Catedral de Lugo, a través de sus características

En primer lugar, debemos tener en cuenta que esta construcción católica cuenta con una planta de cruz latina con tres naves, así como crucero y girola con cinco capillas. En cuanto a la nave mayor, destaca por estar cubierta por una imponente bóveda de cañón apuntado. Los laterales presentan una bóveda de cañón y arista mientras que en el triforio encontramos una bóveda de cañón con lunetos.

Uno de los elementos a destacar es la llamada Torre Vieja que, a diferencia de gran parte de la construcción, presenta un estilo gótico. Eso sí, cuenta con campanas renacentistas que fueron creadas por Gaspar de Arce en el año 1571. No podemos dejar de mencionar el llamado “Tesoro de la Catedral de Lugo”, del que solo quedan algunos restos tras el saqueo napoleónico que se llevó a cabo en el año 1809.

Y es que en este lugar sagrado podemos encontrar un gran número de cálices, que datan entre el siglo XV y el siglo XIX. De ellos, destaca una custodia del siglo XVII que tradicionalmente se ha atribuido a Juan de Arfe. Otra pieza de enorme valor es, cómo no, la Corona de la Virgen de los Ojos Grandes. Sin duda, la Catedral de Lugo tiene una historia que promete no dejarte indiferente.

...

También te puede interesar...

La muralla romana de Lugo es la mejor conservada del mundo

Viajestic » Escapadas

Publicidad