Viajestic » Consejos viajeros

Viajar seguro

5 consejos a la hora de elegir tu seguro de viaje

Elegir un buen seguro de viaje es tan importante como cualquier otro preparativo, actividad o excursión que reserves. Ante la gran cantidad y variedad que existe, muchas veces resulta muy difícil escoger el más conveniente para nuestro caso particular. Por ello, a continuación te traemos una serie de consejos que te servirán de gran ayuda al contratarlo.

Seguros de viaje

Pixabay Seguros de viaje

Publicidad

No es lo mismo viajar por Europa que por Asia o América, por ejemplo. Los costes no son los mismos, así como las diferencias culturales existentes, los peligros en el viaje y otros muchos factores que inciden directamente en nuestra elección. Por esta razón, dependiendo de donde viajes es muy recomendable, casi imprescindible, contar con un buen seguro de viaje.

Como no es lo mismo moverse por un destino y otro, tampoco necesitarás el mismo seguro de viaje en cada aventura. Así, a través de estos consejos queremos ayudarte a seleccionar aquel que más te conviene teniendo en cuenta varios factores y lo que cada seguro ofrece.

Seguros de viaje | Pixabay

1. Fíjate en qué gastos te cubre el seguro: dependiendo de lo que pagues, así será tu seguro ya que, normalmente, cuanto más caros son más gastos cubrirá. Si vas a viajar a un destino lejano, diferente y vas a realizar excursiones que podrían tener algún peligro, es importante que te cubra con una gran cantidad de dinero puesto que en muchos países los centros médicos solo te atienden después de haber pagado. Pasa lo mismo con la cobertura legal, como el posible uso de abogados en el extranjero, muy caros si lo necesitas y no tienes un buen seguro.

2. Ten en cuenta la duración de tu viaje: no es lo mismo viajar durante dos semanas que pasarte un mes fuera de tu casa. Así, normalmente en cualquier compañía podrás contratar un seguro dependiendo de los días que lo vayas a necesitar. Muchas veces te harán ofertas y el precio se verá reducido a nivel diario, cuantos más días lo quieras coger.

3. Cancelaciones: muchos seguros no incluyen cancelaciones de servicios que tú has contratado. Si por algún motivo no puedes finalmente viajar pero ya tienes los alojamientos cogidos, así como excursiones o el propio viaje (en el caso de ser un vuelo, normalmente la propia compañía te ofrece su seguro), está muy bien que te cubra estos gastos sobre todo cuando el viaje se realizará dentro de unos meses.

4. Repatriación, un gasto importante: no queremos ponernos en lo peor pero a veces algo sale completamente mal durante el viaje y es necesaria una repatriación tras un problema sanitario. Quizás no puedes moverte por tu propio pie y, por tanto, los gastos de este desplazamiento los cubrirá el seguro elegido. Esto te facilitará mucho las cosas si te encuentras en un caso así, además de ahorrarte un dinero no solo a ti, sino también a tu familia, ya que a veces también cubre los gastos de desplazamiento de esta hasta donde te encuentres.

5. Elige aquel en el cual te atiendan en tu idioma: algo muy importante y que muchas veces no tenemos en cuenta. No es que tengas que contratar el seguro con una compañía de tu país, pero sí es recomendable saber si las personas encargadas podrán comunicarse contigo en tu idioma o en uno que manejes perfectamente, puesto que en caso de urgencia, lo que menos te va a apetecer va a ser tener problemas de comunicación y entendimiento.