Crónica de un fracaso anunciado. La moción de censura de Vox no ha salido adelante tras chocarse con la negativa de todo el hemiciclo, menos de los suyos. 298 'no' y sin sorpresas en las filas del PP tras el duro discurso que Casado ha dirigido a Vox.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha celebrado la derrota de la moción de Vox vía Twitter. "Hoy España dice NO a la ultraderecha. Decimos sí al progreso, al entendimiento. Hoy #EspañaGanaPierdeVox. Con la moción cerramos la puerta a la antipolítica para continuar por el camino de la política de verdad. La que es útil, la que resuelve los problemas de la gente. ¡Seguimos!", ha apuntado el líder del Ejecutivo.

Se trata de la primera moción de la historia sin abstenciones y la cuarta que fracasa (de las cinco que ha habido, solo ha prosperado la que fue contra el PP de Rajoy). Es también la que ha tenido más respaldo al Gobierno de la historia. Y es que el Gobierno de coalición, en palabras del vicepresidente Iglesias, ya había dejado claro que esta era "una moción contra el PP, una moción contra Pablo Casado". Anteriormente, el líder del PP había escenificado su ruptura con Vox desde la tribuna del hemiciclo: "No es que no seamos valientes, que no nos atrevamos, es que no queremos ser como ustedes".

"Usted no da batalla por las ideas, solo tiene la idea de arrastrar a los españoles a la batalla, pero la política real es hacer cosas por la gente. Pensaba que, dada su trayectoria laboral no haría falta, pero le voy a explicar que el PP no alimenta furia ni ruido ni alimenta fracturas. Solo queremos unir a los españoles", ha sentenciado Casado durante su intervención.

Abascal, a su salida, ha apuntado a laSexta que el tono duro de Pablo Casado "ha sorprendido a todo el mundo, especialmente al Gobierno, que ha aplaudido su intervención". "Los ataques personales son siempre una equivocación", ha apostillado el presidente de Vox, que siempre ha defendido la moción como "un instrumento de reprobación al presidente del Gobierno" (tal y como ayer mismo apuntó en el Congreso).

Finalizan así dos días de debate político en el Congreso, sin apartar la vista de la pandemia y con las cifra de contagios aumentando.