La ventana veraniega de fichajes siempre deja fichajes curiosos tanto enfocados al terreno de juego como a los banquillos. Sin duda, uno de los más sorprendentes ha sido la contratación de Marco Rodríguez como nuevo entrenador del Salamanca CF UDS, después de que el antiguo entrenador del conjunto 'charro', José Luis Trejo, no obtuviese la licencia necesaria para entrenar en Segunda B.

Marco Rodríguez es un excolegiado que arbitró tanto en el Mundial de 2006 como en el de 2010 y 2014, año en el que confirmó que colgaba el silbato después de 19 años de carrera. De hecho, en la edición mundialista de Brasil cobró gran protagonismo al expulsar a Luis Suárez después de que el uruguayo le propinara un brutal mordisco a Giorgio Chiellini. A su vez, también fue el encargo de impartir justicia en el 1-7 que le endosó Alemania a la anfitriona, a Brasil.

 

Él mismo se ha encargado de anunciar a través de su perfil en Twitter la confirmación de su fichaje como entrenador por el Salamanca CF UDS, a falta de que la entidad blanquinegra lo oficialice a través de sus medios. De esta manera, 'Chiquimarco', como le conocen afectuosamente en México, será el encargado de llevar las riendas del equipo salmantino esta nueva temporada en el Grupo II de Segunda División B.