CURIOSIDADES

¿Por qué las pegatinas de la ITV van cambiando de color?

Echando un vistazo a los vehículos es fácil comprobar que los adhesivos tienen diferentes tonos

ITV

ITV Centímetros Cúbicos

  • [[LINK:INTERNO|||Article|||62ab1b19f1a9b0e4db74251d|||El último fraude desarticulado de las ITV ha sido… los frenómetros]]

Publicidad

Pasar la Inspección Técnica del Vehículo es una de las obligaciones que debemos cumplir como conductores. En función de la edad de nuestro coche, la revisión se llevará a cabo en años alternos o anualmente: si la superamos con éxito, nos entregarán una pequeña pegatina. ¿Os habéis fijado que no siempre es del mismo tono? ¿Por qué cambia de color la pegatina de la ITV?

La pegatina de la ITV (conocida oficialmente como distintivo V-19) no sólo sirve para demostrar que un vehículo ha superado con éxito la inspección, también es una fuente de información: en ella figura el mes y el año en el que tendrá que pasar la próxima revisión. Cuando llegue ese momento, si todo va bien, el conductor recibirá un nuevo adhesivo… que no será del mismo color porque esta característica va cambiando cada tres años.

ITV
ITV | Centímetros Cúbicos

Rápida identificación

Si echas un vistazo a los vehículos que circulan a tu alrededor comprobarás que no todas las pegatinas de la ITV son del mismo color: algunas son amarillas, otras rojas y también las hay verdes. ¿Por qué? Porque cambian en función del año en el que se ha pasado la revisión: con esta modificación, los agentes pueden saber rápidamente si un vehículo tiene la inspección en vigor (o no).

Los vehículos que han pasado la revisión a lo largo de 2022 (o que vayan a hacerlo en los meses que quedan) han recibido una pegatina verde, que se usó por última vez en 2019. Si su turno llega en 2023, el adhesivo será amarillo puesto que fue el tono empleado en 2020. Y para los vehículos que pasen la ITV en 2024 será de color rojo, igual que en 2021.

ITV
ITV | LA SEXTA

Sólo una pegatina

Cabe recordar que llevar la pegatina de la ITV es obligatorio: los coches deben colocarla en la esquina superior derecha de la luna delantera y las motos en un lugar visible. Ignorar esta norma puede traducirse en una multa de 80 euros.

Y si alguien está pensando en coleccionar pegatinas de diferentes colores en su parabrisas, tenemos malas noticias. Aunque no está tipificado como una infracción, los agentes de Tráfico pueden sancionar al titular de ese vehículo si interpretan que ese conjunto de adhesivos es un peligro para su seguridad basándose en el Artículo 19.1 del Reglamento General de Circulación (RGC): “La superficie acristalada del vehículo deberá permitir, en todo caso, la visibilidad diáfana del conductor sobre toda la vía por la que circule sin interferencias de láminas o adhesivos”. La multa puede ir desde los 80 hasta los 200 euros.

Te puede interesar: ITV voluntarias: el truco que desconocías para revisar tu coche lo más barato posible

Antena 3 » Noticias Motor

Publicidad