Estamos a las puertas de las celebraciones del Día del Orgullo y aunque este año las celebraciones, por aquello de los riesgos que supone el coronavirus, serán un poco descafeinadas, es importante no perder de vista las más importantes del mundo porque si este año nos las perdemos podemos tomar buena nota de ellas de cara al próximo verano.

Hablábamos hace pocos días de Malta como mejor destino europeo LGTB, pues bien, Tailandia es, a nivel mundial, uno de los mejores destinos para viajeros LGTBI+ ¿cómo no iba a serlo tratándose del País de la Sonrisa? En este país asiático, que pasa por ser uno de los más hospitalarios del planeta, se celebra la fiesta del amor y la diversidad del Día del Orgullo por todo lo alto y, más allá de las celebraciones de ese día, los viajeros LGTBI+ descubrirán un país a la medida de sus sueños: playas tropicales, intensa vida nocturna, no menos intensa vida cultura, una rica gastronomía… ¿cómo no enamorarse de Tailandia?.

Tailandia | Pixabay

Y una vez que el viajero LGTBI+ se sabe bien aceptado en Tailandia ¿qué descubrirá? vestigios históricos, magníficamente conservados, que son también lugares sagrados y muchos de ellos lugares protegidos por la UNESCO; sus parques naturales, que son más de 140, sus parques forestales que superan el centenar y hasta 60 santuarios de vida salvaje son rincones imperdibles que ocupa más del 20% del territorio del país; la naturaleza del país es rica a rabiar por su clima tropical de la montaña a la costa y de ahí al fondo de mar.

Bangkok | Pixabay

Mención especial merece la vida nocturna tailandesa, especialmente en la capital porque ahí, en el barrio de Silom, encontrarán una gran oferta de bares gay y lugares ultra-chic muy del gusto de los viajeros LGTBI+; pero no solo en la capital es importante la vida nocturna, también en lugares como Phuket porque Tailandia es un país desenfadado y divertido, no en vano es El País de la Sonrisa.