El primer domingo de mayo se celebra en España el Día de la Madre; en España y en otros países del mundo como Portugal, Sudáfrica, Hungría, Lituania y Angola; la verdad es que es un escueto grupo de países porque la mayor parte, especialmente la mayor parte de Europa y América, celebra el Día de la Madre el segundo domingo de mayo; en este grupo estarían Alemania, Austria, Países Bajos, Grecia, Finlandia, Ucrania, República Checa, Dinamarca o Croacia y también Venezuela, Filipinas, Taiwan, Honduras, Cuba, Colombia o Estados Unidos entre otros.

Otros países optan por celebrar este día no el primer ni el segundo domingo de mayo sino el último, son países como Francia, Haití, Túnez, Suecia o República Dominicana; y entre quienes eligen el segundo o el último de mayo hay un nutrido grupo de países que salpican el mes de mayo de días de la madre: India, Guatemala, El Salvador, México, Belice, Catar o Singapur lo celebran el 10 de mayo; el 15 Paraguay, el 26 Polonia, el 27 Bolivia y el 30 de mayo Nicaragua.

Día de la Madre | Pixabay

Eso sin contar los países que no celebran el Día de la Madre fuera del mes de mayo o los que, como Corea del Sur, no celebran el Día de la Madre en sí sino el Día de los Padres (es el 8 de mayo). Te preguntarás, al menos nosotros lo hacemos ¿a qué se debe semenjante diversidad de fechas? lo cierto es que no hay una razón sino un buen compendio de ellas, por ejemplo en Bolivia eligen el día 27 de mayo en recuerdo de las Heronínas de la Coronilla (un grupo de mujeres que luchó en la guerra de la Independencia de Cochabamba); en Paraguay tienen una razón un tanto romántica para celebrar el día de la Madre el 15 de mayo: ese día se celebra también el día de la patria y dado que ellos consideran a la patria como la 'madre patria', decidieron hacer coincidir el día de la patria con el de la madre.

Y en España ¿por qué lo celebramos el primer domingo de mayo? lo cierto es que no siempre fue así, hasta el año 1965 el Día de la Madre se celebraba en otras fechas, ni tan siquiera en la misma fecha en toda España, en los años 30 se trató de institucionalizar ese día en el 8 de diciembre en recuerdo a la que es, para los católicos, la primera madre, la virgen María (el 8 de diciembre es el día de la Inmaculada Concepción y algunos países de tradición católica como Panamá celebran entonces el Día de la Madre) pero en 1965, más por motivos comerciales que tradicionales, se trasladó la celebración oficialmente al primer domingo de mayo.

Día de la Madre | Pixabay

Hay también un aspecto general que contribuye a esta diversidad de fechas: el Día de la Madre se celebra en prácticamente todas las culturas desde la Antigua Grecia y en cada una se adapta a las costumbres, tradiciones y creencias propias; aun así hay una fecha que aglutina a un buen número de países, el segundo domingo de mayo, y hay una razón para ello: el 12 de mayo de 1905 moría Ann Jarvis, una activista americana que se había dedicado a organizar reuniones de madres en las que se trataban temas de actualidad burlando en cierta manera la discriminación que sufrían las mujeres en esa época; fue su hija, tras su muerte, quien promovió la celebración de un Día de la Madre haciéndolo coincidir con la muerte de su madre, finalmente se eligió el segundo domingo de mayo y el presidente Wilson lo declaró oficialmente como el Día de la Madre en 1914.

Día de la Madre | Pixabay

Lo cierto es que mayo parece haberse convertido en la mayor parte del mundo en el mes de las madres además de las flores y por eso, aunque nuestro Día de la Madre (el próximo domingo) nos encontrará todavía confinados, te animamos a celebrarlo a lo largo y ancho del mes de mayo, cuando las fases de la desescalada nos permitan alguna alegría de sol y terraza, al fin y al cabo ya lo sabes, el mes de mayo es el mes de las madres.