Facebook se 'youtubiza'. Las 100 millones de horas al día de reproducción de vídeos bien tenían que tener una monetización a corto plazo. Al menos, eso es lo que ha debido pensar el CEO de Facebook, Mark Zuckerberg, quien ha puesto ahora el foco de su imperio en la publicidad dentro de los vídeos que se publican en su red social y filiales.

El negocio funcionará así: tú te encargarás de generar un vídeo que dure, al menos, 90 segundos, ya sea de gatitos, de recetas, de caídas simpáticas o de lo que mejor te parezca; Facebook, por su parte, se encargará de vender la publicidad a los anunciantes, otorgándoles la garantía de su nombre y sus más de 1.800 millones de usuarios.

CREAR Y GANAR DINERO

Y ahora viene lo bueno, porque la estrategia de Facebook pasa por motivar a los creadores de contenido mediante la retribución del 55% de lo que genere el vídeo publicado. Eso sí, no vale con que el usuario vea el vídeo solo 3 segundos, que es el tiempo que la red social define como una visualización, sino que para que aparezca la publicidad y, por tanto, el creador cobre, ha de aguantar, al menos, 20 segundos de reproducción.

Curioso, cuanto menos, cuando el propio Zuckerberg había prohibido expresamente la aparición de publicidad antes de que comenzara realmente cada vídeo. Con este movimiento, Facebook intentará arrebatarle a YouTube el cetro que ostenta como la primera plataforma de visualización de vídeos. Es de esperar, que los timeline de los usuarios de la red social se vean inundados, aún más, por vídeos de toda índole, como formato preferente.