Desde que las startups tecnológicas empezaron a generar un negocio monstruoso y demostraron que lo del año 2000 no es comparable a lo de ahora, multitud de inversores online y offline se están lanzando a invertir en internet. Lo que antes eran jóvenes emprendedores montando empresitas en garajes hasta que le llegaba uno de los 10-20 inversores disponibles, ahora son inversores llegados de todas las partes del mundo e interesados en meter su dinero en empresas con potencial.

Y con la llegada de más financiación, aumentan los canales de inversión a través de internet. Alguna vez ya hemos hablado de cómo puedes financiar tu startup a través de internet gracias a alternativas como el crowdfunding, pero hoy vamos a tratar el nacimiento de un paradigma totalmente nuevo en nuestro país.

Una solución de liquidez para emprendedores e inversores

Se trata de Bewa7er, una plataforma web donde inversores profesionales pueden comprar y vender derechos económicos sobre participaciones en empresas no cotizadas y que, de este modo, se convierte en el primer mercado secundario para startups en nuestro país.

Bewa7er parte de un problema básico: “Los inversores en startups saben cuándo entran en una sociedad, pero no cuándo podrán salir. Conseguir cerrar una venta con un nuevo accionista que no sea socio implica convocar una Junta General, que los socios actuales renuncien al derecho de adquisición preferente de todos los socios actuales... De ahí que a menudo no exista mercado secundario para estas empresas y que los inversores se queden atrapados, sin liquidez, hasta que surja alguna operación mayor”.

Compraventa de acciones sin pasar por el notario

Ante este problema, la plataforma permite participaciones o acciones separando los derechos políticos de los derechos económicos, permitiendo a los potenciales los inversores invertir en contratos de derechos económicos libremente transmisibles. De esta manera, “el inversor obtiene la rentabilidad que tuviera si invirtiera directamente en la sociedad final, pero con un activo que puede comprarse o venderse en cualquier momento, sin derechos de adquisición preferente, y sin tener que pasar por el notario”, aclaran desde Bewa7er.

Ante todo, las intenciones de esta plataforma pasan por arrojar algo de luz y transparencia en un mercado que, en ocasiones, es demasiado opaco y dificulta la llegada de inversores a las startups que necesitan financiación.

Del fundador de Toprural y Rentalia

La mejor carta de presentación de Bewa7er reside precisamente en uno de sus fundadores, François Derbaix, uno de los emprendedores e inversores más activos de todo internet en España. Derbaix fue el fundador de Toprural, una startup que fue vendida a HomeAway en 2012, y de Rentalia, vendida a idealista.com el mismo año.

Además, actualmente Derbaix también está inmerso en el desarrollo de SoySuper, un agregador de supermercados online con el que pretende contribuir a cambiar la forma en que los españoles hacemos la compra a través de internet.

Por el momento, Bewa7er alberga posibles entradas de accionistas en dos startups españolas: DeporvillageZacatrus.