Tuvimos un eclipse de Luna con la particularidad de que fue el más largo del siglo. Esto fue así porque la totalidad duró 1 hora, 42 minutos y 57 segundos.

Para hacerse una idea, la duración máxima de un eclipse de Luna es 1 hora y 47 minutos, que ocurre cuando se alinean el centro de la Luna con el eje del cono de sombra de la Tierra.

Sin embargo, si tenemos en cuenta el tiempo desde que la Luna comienza a ensombrecerse hasta que sale del cono de sombra de la Tierra, el eclipse de Luna del siglo tuvo una duración de 3 horas y 55 minutos.

Durante la totalidad del eclipse la Luna adquirió un tono rojo mortecino debido a la filtración de la luz solar a través de la atmósfera terrestre que viaja hacia la superficie de la Luna en un efecto de refracción.

Este eclipse lunar fue visible principalmente desde Europa, África, Asia, Australia, Nueva Zelanda y Sudamérica. En el caso de España, lo vimos a partir del anochecer cuando la Luna salió por el horizonte parcialmente eclipsada en la mitad Este de la península y totalmente eclipsada en la mitad Oeste.

Consejos para ver el eclipse

La totalidad comenzó a las 21:30 (hora peninsular española) y su máximo fue a las 22:21. El fin de la totalidad llegó a las 23:13.

Con esto, el mejor lugar de España para verlo fueron las Islas Baleares, ya que vieron aparecer la Luna por el horizonte antes que el resto. En la península, la provincia de Girona fue la afortunada en este caso. En el resto de nuestro país, se vio menor tiempo de eclipse conforme nos fuéramos desplazando al Oeste.

Marte convive con la Luna de sangre

Pero no solo tuvimos un eclipse. Es misma noche pudimos disfrutar de la oposición de Marte, esto es, la alineación del Sol, la Tierra y Marte en ese orden. La consecuencia de esto es que pudimos ver a Marte no solo en su momento más brillante del año sino cuando más brillo tuvo desde 2003. Visualmente, pudimos encontrarlo muy cerca de la Luna.

Generalmente, la oposición coincide con el máximo acercamiento del planeta a la Tierra. Sin embargo, en el caso de Marte el máximo acercamiento, también desde 2003, sería el día 31. Esto es así por qué la excentricidad de la órbita marciana es ligeramente superior a la terrestre. A pesar de su máxima cercanía, estará a 57,59 millones de Km.

Así que tuvimos una noche con una Luna roja acompañada por un también rojo planeta Marte. Una gran ocasión para los fotógrafos para obtener una bonita postal del momento.