Elisa Beni y la abogada y criminóloga Beatriz de Vicente han protagonizado uno de los momentos más tensos de laSexta Noche, cuando, en el debate sobre agresiones sexuales múltiples, la periodista sacó un informe de feminicidio.net.

La tensión comenzó a palparse cuando Beni explicó que la Administración Pública todavía no realizaba estadísticas sobre violaciones grupales, algo que fue recriminado por De Vicente al asegurar que las recoge el Ministerio de Interior.

Es entonces cuando la periodista habla de los datos de feminicidio.net para explicar que "podría haber más" y defender que se han incrementado el número de agresiones.

Según el informe, en el año 2019 contamos ya con 34 agresiones sexuales múltiples, y, desde 2016, un total de 125 con 440 agresores. Se trata de "un contexto nuevo. En mi adolescencia y en mi juventud no había tantos jóvenes que lo hacían", dice intentando respaldar su postura.

Es en este momento cuando las opiniones de ambas entran en conflicto. Y es que, para la periodista, se trata de una nueva tendencia social y hay que "encontrar la forma de acabar con ello" y "los orígenes del problema".

"Lo que pasa es que aumentan las denuncias porque las víctimas empiezan a tener más conocimiento de que lo son, porque empiezan a perder la vergüenza", contraargumenta la abogada, que no comparte en ningún término los comentarios de su 'rival' en el debate.

"No lo sabías, no se publicaba, no había registros", enumera, que recriminándole que no es que no existieran ese tipo de agresiones en su época, sino que no se conocían.

Elisa Beni replica que estas agresiones no las realizan "grupos de soldados, ni 'cascos azules'", sino que las llevan a cabo "jóvenes; el 74% por más de cuatro varones y el 62% desconocidos".

"Tú dices que en los años 80 había más de 400 varones en violaciones grupales y no nos enterábamos 'ni dios'", acusa a la criminógola, a lo que ella responde que "tristemente, son una forma de presentación delictiva tan antigua como el hombre".

Beatriz de Vicente contradice las palabras de Beni, y razona que hay algo a lo que se le llama 'cifra oscura'. "En el ámbito criminológico, se sabe que las estadísticas no reflejan el número real de delitos", comienza a explicar. "En el ámbito de las agresiones sexuales intrafamiliares, esta cifra es altísima. Por tanto, lo que está disminuyendo es la 'cifra oscura', aumentando la visibilidad", concluye.

Y es que, según la abogada, pensar que en la década de los 80 no existían este tipo de abusos es un pensamiento "pueril".

"Cualquiera que recuerde décadas anteriores, las violaciones no se denunciaban, pero se sabían, se contaban, te alertaban contra los riesgos que encontrabas en la calle", explica Beni. "El problema es que estáis negando el fenómeno porque se han de investigar por qué se produce y cuáles son las causas", concluye.