Inés Arrimadas ha dado su primera entrevista tras hacer público su salto al Congreso a laSexta Noche, en el plató del programa ha dicho que su objetivo es que Albert Rivera sea presidente del Gobierno y ha respondido a las críticas que le acusan de haber usado la política catalana como un trampolín. "La libertad y la convivencia sólo llegarán en Cataluña si Ciudadanos gobierna España".

Arrimadas ha asegurado que "decían lo mismo cuando se fue Albert Rivera" y que entonces "muchos decían que él no podía salir de Cataluña". Sin embargo, ha insistido en que "Ciudadanos tiene muy buen equipo" y que van a seguir siendo "el dique de contención y el partido que más propuestas presenta en el Parlament".

Hasta que eche a andar una nueva legislatura y pase definitivamente al Congreso, Arrimadas ha destacado que seguirá siendo líder de la oposición en Cataluña: "Sigo siendo diputada del parlamento de Cataluña hasta que Rivera sea el próximo presidente del Gobierno de España". No obstante, según Arrimadas, "si se convocan elecciones en Cataluña", la formación hará primarias.

Sobre su próximo viaje a Waterloo, Inés Arrimadas ha dicho que puede ir donde quiera y que una persona fugada de la justicia, en relación a Puigdemont, no debe decirle qué hacer: "Un fugado no me va a decir dónde puedo ir". A pesar de la invitación del expresident de la Generalitat, la líder de la oposición en Cataluña ha dicho que no irá a verle. "Me ha invitado a la vidorra que se pega con el dinero que le pagamos todos los catalanes", ha subrayado.

Criticando a Sánchez, Arrimadas ha destacado que "el Gobierno no explica la verdad del constitucionalismo" y que es precisamente eso lo que va a hacer en su viaje: "Tenemos un acto en Bruselas, reuniones con miembros del partido para preparar las reuniones europeas. Iremos a Waterloo porque estoy cansada de que el separatismo cierre el Parlamento y pague chiringuitos con todo el dinero de los catalanes".

Sobre el PSOE, Inés Arrimadas ha insistido en que no pactarán con este partido y ha alertado del riesgo que, según considera, pueden suponer cuatro años de gobierno de Sánchez con los nacionalistas. "Cuando el Gobierno de España dice que están negociando con Cataluña, están cediendo ante el separatismo", apunta.

Acerca de Vox, Arrimadas ha respondido que tiene "muchísimas diferencias ideológicas" con la formación de Santiago Abascal. Preguntada por si estaría dispuesta a formar parte del gobierno con los ministros de Vox, ha contestado que salen a ganar para "intentar liderar un gobierno desde el centro".

Además, la líder de Ciudadanos en Cataluña ha apuntado que "cuando se intente formar Gobierno, partidos como Vox tendrán que explicar a los españoles si quieren apoyar un proyecto al sanchismo o prefieren alinearse con Pedro Sánchez".