Thais Villas ha sido capaz de reiventarse tras 15 años en El Intermedio. La colaboradora ha conseguido encontrar un sitio preparado para la pandemia: un confesionario.

Miguel Ángel Revilla ha sido el primer invitado en meterse a un confesionario. El pecador de hoy ha comenzado su intervención con un "Ave Thais purísima".

La colaboradora ha afirmado que ya estaba pensando en poner penitencia al presidente cántabro por solo saber que iba a verla. "Yo ya he pasado esa etapa, estoy enamorado de mi esposa y sí, tengo que confesar que le estoy siendo infiel, con una persona que se llama Cantabria", ha explicado.

En el día a día, Revilla asegura que se confiesa con Pablo Motos, Iñaki López e incluso Bertín Osborne. "Yo jamás he dicho no a El Intermedio", ha asegurado el presidente, que ha afirmado que es "un pequeño chollo", porque no cobra "nada".

El presidente ha acudido al confesionario de El Intermedio a curar su alma, y lo primero que ha reconocido es que "si hiciera ahora las cosas que de joven estaría en la hoguera": "Yo pescaba furtivo, cogía las truchas a mano. Pero eso ya ha prescrito".

"Al Padre Elías lo que más le preocupaba es si me tocaba mucho a mí mismo", ha reconocido. Pero tiene otros pecados que narrar: "Tengo un defecto. Cuando hablo de Cantabria tiendo a ponerle el IVA a todo. A las playas kilómetros de más, a los picos altura...".

El presidente ha reconocido que alguna vez se ha quedado con algo que no era suyo. "Fumo puros y en una boda, al salir, vi una caja que tenía tres puros y a la que nadie había hecho caso. Distraídamente me llevé los tres puros de la caja", ha afirmado. Un hecho por el que tendrá que hacer penitencia.

A la hora de los Presupuestos, Revilla confía en no pecar de envidia. "Yo aposté por Pedro Sánchez sin que me lo pidiese nadie, pese a no ser de mi partido. No entendía por qué todos iban contra él", ha afirmado; sin embargo ha asegurado que será el presidente del Gobierno el que le echará de menos.

"Me echará más de menos él, que bien que me ha preguntado muchas cosas y le he servido de asesor en la medida en la que tengo 77 años y de política sé más que él", ha explicado. Además, ha dicho, tiene "una cosa que a lo mejor no tiene él": "Independencia absoluta para decir lo que pienso"

"Estoy muy dolido con el campechano. Yo escribí el primer libro y le puse en la portada", ha afirmado Revilla en relación a las nuevas informaciones en torno a la figura del rey Juan Carlos I: "Hago elogios del rey que salió el día 23F y a mí al menos me hizo llorar, pero yo al que trinca estando en en lo público, y además siendo el representante máximo de los españoles, no le tengo piedad".

De hecho, ha afirmado, la única manera de que pudiera perdonarle es "que devolviera todo lo que hay fuera y lo dedicara a luchar contra la pandemia".

Para el cántabro no se ha tratado de una tarea difícil. Para remediar sus pecados, Thais Villas le ha pedido que cante una canción cántabra con ímpetu. Algo que ha hecho con placer ante las cámaras de El Intermedio: "Queda usted libre de toda culpa", ha afirmado Thais Villas.

Otras 'confesiones' a Thais Villas

Juanjo Millás y Juan Luis Arsuaga no son los únicos que se han confesado con Thais Villas. El político Íñigo Érrejón desveló en otro programa quién es la política le tiene encandilado. "La empecé a seguir políticamente, pero el otro día vi un vídeo suyo", aseguró.

También Gabriel Rufián descubrió a Thais Villas cuál es el actor que atenta contra su heterosexualidad. "Trasciende mis filias y fobias sexuales", bromeó el político.