Primeros movimientos de cara a una investidura de Pedro Sánchez. El líder de Izquierda Unida sigue su progresivo distanciamiento de Podemos y ha dicho al monarca que no plantea entrar el Gobierno para apoyar a Sánchez. Cree Albeto Garzón que "el debate se está centrando erróneamente en si es un Gobierno de coalición". Baldoví, portavoz de Compromís en el Congreso, sí ha puesto en cuestión el apoyo a la candidatura de Sánchez: lo hará, dice, si Sánchez se compromete a reformar la financiación autonómica

Felipe VI se ha visto también con Ana Oramas, de Coalición Canaria, que ha reiterado su negativa a ofrecer apoyo a un Gobierno de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos, si bien ha puntualizado: "No soy una persona importante en esta negociación. Hemos dicho claramente que no vamos a apoyar ni con voto a favor ni con abstención una investidura de un Gobierno de Podemos con el PSOE".

La propuesta de UPN

Unión del Pueblo Navarro (UPN) ha dejado entrever este miércoles que podría apoyar al candidato socialista para que los independentistas "no tengan la llave" ni en Navarra ni en España. El líder de UPN, Javier Esparza, tras reunirse con el rey en el Palacio de la Zarzuela, no ha cerrado la puerta a "explorar" esa posibilidad.

UPN deja la puerta abierta a apoyar la investidura de Sánchez si el PSOE renuncia al Gobierno de Navarra.

Cuando se le ha preguntado si eso suponía que podría facilitar la investidura de Sánchez a cambio de que los socialistas navarros le permitan gobernar a él en esa comunidad, ha señalado: "Quiero decir lo que he dicho". Además, ante la cuestión concreta de si podría abstenerse, ha señalado que se analizará esa situación y no quiere jugar a futurólogo. Ha asegurado además que su partido no tiene ningún problema en sentarse a hablar con partidos constitucionalistas como el PSOE y ha reiterado que lo que es malo para España lo es también para Navarra.

Esparza ha sido el último en reunirse con Felipe VI en esa ronda de consultas para sondear la posición de los partidos de cara a una investidura, y se ha desplazado a Madrid en plenos contactos entre los partidos en Navarra para intentar llegar a un acuerdo que permita la investidura de un presidente autonómico. Navarra Suma (candidatura electoral formada por UNP, Ciudadanos y Partido Popular) fue la opción más votada y consiguió dos escaños, los mismos que el PSOE. Su secretaria general, María Chivite, en contra de las directrices de Ferraz, pretende un acuerdo con Geroa Bai, Podemos e Izquierda-Ezkerra, aunque para que prospere necesita al menos la abstención de EH Bildu.

Equo exige un Gobierno de coalición

Antes se ha reunido con el rey el representante del partido ecologista Equo, Juan Antonio López de Uralde. Ha insistido en que no dará su apoyo a Pedro Sánchez si no es para un Gobierno de coalición con Unidas Podemos, el grupo parlamentario en el que se integra. Uralde ha recordado que ésta ha sido la postura de su grupo desde las pasadas elecciones. "Apoyaremos un gobierno de Sánchez siempre que formemos parte de ese gobierno y estemos en coalición", ha dicho.

Equo: "Apoyaremos un gobierno de Sánchez si Unidas Podemos forma parte de ese gobierno".

Compromís y su línea roja

El diputado de Compromís, Joan Baldoví, por su parte ha apremiado al presidente del Gobierno en funciones a negociar con su partido el apoyo a la investidura, una negociación en la que pondrá como línea roja la aprobación de un nuevo modelo de financiación autonómica. Ha trasladado al rey la disposición de Compromís a facilitar la gobernabilidad de un Ejecutivo progresista y ha vaticinado que "va a ser fácil" un acuerdo entre el PSOE y Podemos para investir a Sánchez. No obstante, ha recalcado que van a ser "inflexibles" ante la necesidad de ese diálogo.

Baldoví apremia a Sánchez a negociar con Compromís su investidura.

Cantabria pide el AVE

El primero en acudir a Zarzuela ha sido el representante del Partido Regionalista de Cantabria, que ha puesto como condición principal para apoyar la investidura de Pedro Sánchez el compromiso de reanudar las obras del AVE de Palencia a Santander, y también reclama el estudio informativo del tren Bilbao-Santander y el pago de la deuda por el hospital de Valdecilla. Estas son las tres condiciones, con el AVE en primer lugar, que ha puesto el diputado del PRC en el Congreso, José María Mazón, tras su encuentro con el Rey en el inicio de la ronda de consultas.

El Partido de Revilla dice que si ERC se abstiene sin condiciones, no tendría problema en apoyar a Sánchez.

En rueda de prensa, Mazón ha contado que ha explicado a Felipe VI estas condiciones, así como el compromiso del PRC de defender la Constitución, de forma que no pactaría con nadie que "ponga en cuestión el Estado de las autonomías" o que haga cualquier "concesión a los independentistas". En este sentido, Mazón ha señalado, a preguntas de los periodistas, que si ERC se abstiene de forma gratuita -sin condiciones- en una investidura de Sánchez no tendría problema siempre que el candidato cumpla con los compromisos reclamados para Cantabria. Mazón ha asegurado que su partido quiere "un Gobierno estable que desde el principio de la legislatura pueda inspirar confianza" y que no esté expuesto a sufrir una crisis en pocos meses.

Siguientes consultas en Zarzuela

La ronda de consultas se reanudará a las 16.30 horas con la diputada de Coalición Canaria Ana Oramas, que ya ha adelantado que no apoyará un Gobierno del PSOE si entra Podemos. Le siguen Coalición Canaria, Galicia en Común, Izquierda Unida y PNV. El jueves será el turno de Junts per Catalunya, que finalmente estará representado por la diputada Laura Borràs, En Comú Podem, Vox, Podemos, Ciudadanos, PP y PSOE. Tanto EH-Bildu como Esquerra Republicana de Catalunya, al igual que en las cinco citas anteriores, no acudirán a las audiencias por discrepancias con el modelo de Estado.

Tras cerrar la ronda, el rey dispondrá de suficiente información sobre las posibilidades que el candidato tiene para superar la investidura. Entonces comunicará a la presidenta del Congreso si propone a Sánchez, cuyo partido obtuvo 123 diputados, para que trate de lograr el apoyo de la Cámara.