Un estudio italiano sostiene que el coronavirus se está debilitando, e incluso que su acción es 100 veces menos potente que en marzo tras su "envejecimiento". Una información que el director del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias ha valorado con cautela.

Sobre esta posibilidad, Simón ha recordado que la pérdida de virulencia se puede confundir con un mayor diagnóstico de casos leves. "Intuitivamente no me parece que sea la explicación más asociada al tipo de pacientes que estamos teniendo ahora, aunque puede ser y tenemos que valorarlo con interés, pero lo haya hecho o no es cierto que está teniendo un impacto sobre la mortalidad mucho menor", ha explicado Simón, que ha asegurado que se debe a que "estamos en la fase final de evolución de esta onda epidémica".

En la fase final, ha explicado Simón, "la relación entre casos leves, moderados, graves y fallecidos, que en el pico de la epidemia podía ser equivalente, ahora cambia. El porcentaje de casos leves que podemos detectar del total de casos lees que hay con una capacidad de diagnóstico ampliada, es mucho mayor que la que podíamos detectar en el pico de la pandemia".

"Lo que es cierto es que del total de casos que hay el porcentaje de casos leves que detectamos es mayor, por lo que la percepción de virulencia del virus en hospitales o centros de salud puede ser que parezca menor", ha explicado Simón, que ha otorgado un dato llamativo: la edad media de los casos ahora es de diez años menos, en comparación a los meses previos.

Esto se da, según ha explicado el doctor, porque ahora se están detectando y hospitalizando casos que "hace unos meses ni detectábamos ni hospitalizábamos", ya que la capacidad de diagnóstico de entonces se centraba en detectar primero los casos graves para poder valorar su evolución clínica.

El doctor ha informado de que en España actualmente se están realizando estudios genéticos sobre el virus, y los resultados arrojarán luz sobre esta posibilidad.

Edad media de los pacientes antes del 11 de mayo

Según ha informado el director del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias, hasta el 11 de mayo la edad media de los casos era de 61 o 62 años. Sin embargo, desde entonces, los casos notificados tienen una media de entre 52 y 54 años.

"Ahora estamos detectando casos más jóvenes, lo que está asociado a que estamos detectando casos más leves. En este periodo, aunque los rangos de edad siguen siendo altos, la edad máxima está alrededor de los 100 años, en el pico de la epidemia se tenía un caso de 120 años", una edad, ha dicho, que elevaba la media.

Tan solo el 3% de las camas están ocupadas por pacientes con Covid-19

Todo esto se observa en las hospitalizaciones, en este momento 3.469 pacientes se encuentran hospitalizados a causa del coronavirus: 2.823 de ellos en camas convencionales, mientras que a fecha del viernes, 527 pacientes precisaban de cuidados intensivos.

A finales del mes de marzo, alrededor del 50% de las camas estaban ocupadas por casos con coronavirus, "una barbaridad para una sola enfermedad", según ha explicado el doctor.

Sin embargo la evolución es muy favorable. De hecho, actualmente, el porcentaje de camas ocupadas por pacientes con coronavirus no supera el 3% o 4%.

En el caso de las camas disponibles para pacientes que requieren ingresar en UCI, mientras a finales del mes de marzo se duplicaron las camas y casi todas estaban ocupadas por pacientes críticos con coronavirus, pese a que se han reducido a la mitad, el número de camas ocupadas por pacientes con coronavirus es realmente bajo: el viernes había 527 pacientes con coronavirus ingresados en UCI.