El PSOE continúa marcando distancias con los dirigentes andaluces de la etapa de los ERE tras la demoledora sentencia contra Manuel Chaves, José Antonio Griñán y los otros 17 ex altos cargos socialistas que han sido condenados.

Desde Ferraz insisten: esto no va a afectar al transcurso de las negociaciones para sacar adelante la investidura. Además, según ha podido saber laSexta, se preguntan qué relación tienen con los ERE si Pedro Sánchez está muy distanciado personal y políticamente de la dirección del PSOE de Andalucía de aquella época.

Vara: "¿Alguien piensa que el presidente en funciones tiene algo que ver?"

Guillermo Fernández Vara, presidente de la Junta de Extremadura, ha señalado en una entrevista en Cadena Ser que le "parece una indecencia pedir consecuencias al que, entonces, era concejal del Ayuntamiento de Madrid", haciendo referencia a Pedro Sánchez.

"Pero, ¿alguien piensa que el actual presidente en funciones y candidato a la Presidencia tiene algo que ver? Me parece de una obscenidad total. Esto no es el 'y tú más', no hay que echar mierda, sino depurarla. Esto se resuelve gobernando y poniéndonos todos a una", ha apuntado.

Elorza: "Esto no afecta a Sánchez, que no tuvo ninguna responsabilidad en ese periodo"

En esta línea han ido también las declaraciones de Odón Elorza, secretario de Transparencia y Democracia Participativa del PSOE: "Esto no afecta a Pedro Sánchez, que no tuvo ninguna responsabilidad política en el periodo de los hechos condenados ni relación alguna con el caso".

Cornejo apunta que ya se "asumieron todas las responsabilidad políticas"

También la vicesecretaria general del partido y portavoz en el Congreso, Adriana Lastra, o la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, han señalado que no creen que la sentencia de los ERE afecte "en absoluto" a los pactos de investidura.

Valerio ha añadido esta sentencia es "un dolor" para "muchas personas socialistas y de bien" y que los expresidentes andaluces "ya asumieron las responsabilidades políticas en su momento y dimitieron de sus cargos", y "en estos momentos no son militantes del PSOE".

El futuro de Susana Díaz

Juan Cornejo, secretario de Organización del PSOE de Andalucía ha insistido este miércoles en que ya "se asumieron todas las responsabilidades políticas. En estos momentos, no hay nadie en el partido o en la vida pública de los que tuvieron que ver con el caso de los ERE".

Y sobre el futuro de Susana Díaz, Ander Gil, el portavoz del PSOE en el Senado, ha dicho que su futuro "lo decidirán los militantes del PSOE andaluz, y nosotros respetamos lo que se decida".

La dirigente andaluza estará este jueves en Al Rojo Vivo donde, entre otras cosas, se le preguntará por esta sentencia que ha condenado a sus antecesores.

El PP exige "coherencia"

El PP, tras conocerse la sentencia, salió en tromba para exigir responsabilidades a Sánchez, entre ellos Pablo Casado, en Twitter, y algunos otros dirigentes populares, como el presidente andaluz, Juanma Moreno.

Ha exigido al jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, que tenga "coherencia" con la posición que ha mantenido en otros casos de corrupción del PP, presentando incluso una moción de censura contra Mariano Rajoy, y ha defendido que "el caso ERE es del PSOE".

"Cuando hay dos presidentes del Gobierno andaluz condenados, evidentemente es un caso del PSOE".

"Cuando hay dos presidentes del Gobierno andaluz condenados, más los consejeros, con un entramado que llega a todos los rincones del Gobierno... Evidentemente es un caso del PSOE", ha indicado Moreno.

Ha aludido a la sentencia de Gürtel que Sánchez "utilizó" para llevar a cabo una moción de censura contra Rajoy y ha exigido al socialista "sentido común" y que "dé la cara cuanto antes". También ha reclamado esas explicaciones a la secretaria general del PSOE andaluz, Susana Díaz.

Pide que Susana Díaz deje su escaño

Mientras que Pablo Iglesias aboga por pasar página, más dura está siendo la dirigente de Adelanta Andalucía Teresa Rodríguez, que ha pedido que Susana Díaz deje el escaño de diputada en el Parlamento andaluz "por decencia", porque durante su presidencia, ha dicho, la Junta se retiró como acusación particular en el 'juicio político' de los ERE.

 

Un reproche que también le hacen desde el Gobierno andaluz de PP y Cs. Aseguran que esa circunstancia complica que se pueda recuperar el dinero malversado, ya que al abandonar la vía penal se tiene que recurrir a la vía civil.

De los 680 millones de euros fraudulentos que, según la sentencia, se concedieron en ayudas, no todo es recuperable. Tan solo pueden reintegrarse los más de 128 millones que, según los magistrados, fueron destinados a los llamados intrusos, a empresas falsas o fraudulentas o como sobrecostes para las aseguradoras intermediarias. .