AVANCE | 'PESADILLA EN LA COCINA'

AVANCE | 'PESADILLA EN LA COCINA'

La primera pelea entre dos cocineros en Pesadilla en la cocina: "¡Que se pegan!"

Graves acusaciones de envenenamiento entre varios empleados, una pizza con patatas fritas de aspecto repugnante, o la pasión de los trabajadores por tomar la última cerveza de la noche, justo antes de empezar el servicio, son los ingredientes que pueden hacer que el sueño de un empresario italiano, de tener su propio restaurante en una playa paradisíaca, este a punto de hundirse. Alberto Chicote intentará salvar la situación de 'Le Terrazze' en 'Pesadilla en la cocina', este miércoles, a las 22:30 horas, en laSexta.

Pesadilla en la cocina vuela este miércoles hasta Baleares para conocer un restaurante italiano ubicado en una paradisíaca playa ibicenca. Un paisaje natural de máxima diversión que para muchos podría ser el destino perfecto para iniciar un negocio. Le Terrazze está regentado por Massimo, un italiano para quien el restaurante es la materialización de sus sueños y que confía en poder traer a su familia desde Italia para compartir con ella su gran deseo.

Una pizza con patatas fritas, una cocina repugnante o una pelea serán los retos de Chicote en Le Terrazze

Pero hasta que el negocio no marche sobre ruedas no puede arriesgarse a trasladar a toda su familia y si las cosas siguen como hasta el momento, no sólo va a tener que abandonar esa idea sino que se verá obligado a regresar a su país derrotado y con las manos vacías. La cocina no es de calidad, ofrecen una pizza con patatas fritas con un aspecto repugnante y el enfrentamiento entre alguno de sus empleados es insostenible. Una difícil situación que está echando por tierra las aspiraciones de un emprendedor al que le falta tesón y profesionalidad.

Además, Massimo se ha rodeado de un equipo joven pero inexperto, dispuesto a trabajar mucho y cobrar poco. Y con ganas de disfrutar al máximo de su estancia en la isla, sobre todo en los momentos de ocio. Casi todos viven juntos en un mismo apartamento y comparten, no sólo el trabajo, sino también su pasión por trasnochar y por tomarse la última cerveza de la noche justo antes de comenzar el servicio. Por si fuera poco, la falta de implicación y liderazgo del dueño provoca el descontrol total de un equipo algo anárquico, que cree que su jefe no tiene iniciativa, no tiene nada claro y maneja el negocio de una forma desordenada y caótica.

A estos problemas se le suman los enfrentamientos continuos de algunos miembros del equipo: acusaciones de envenenamiento, gritos, falta de comunicación y, lo más grave, peleas que en uno de los servicios termina por llegar a las manos ante la incrédula mirada de Alberto Chicote, que no tarda en percatarse de que salvar Le Terrazze va a ser una de las tareas más difíciles de la temporada.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.