Europa

Europa

Stykkishólmur, el rincón secreto de Islandia

Esta ciudad al noroeste del país es uno de los rincones más aplacibles y tranquilos desde el que descubrir la isla ártica.

Al norte de Reikiavik, en la península de Snæfellsnes, se encuentra una pequeña localidad de apenas 1.100 habitantes que ha sabido reconvertir su industria pesquera para volverse todo un reclamo turístico. Y es que Stykkislólmur es el mejor lugar desde el que recorrer el noroeste de Islandia, una de las zonas que más se suelen perder los que acuden por primera vez a este rincón del Ýrtico europeo. Un ferry llamado Baldur es el que se encarga de que los intrépidos turistas conozcan de primera mano el fiordo de Breiðafjörður, uno de los más anchos del país y que bien podría considerarse una gran bahía; pero también otros rincones como el fiordo Occidental. Aquí la vida es tranquila, no hay nada prácticamente que perturbe la paz, quizás por ello fue la ciudad a la que pretendía escapar y mudarse el campeón de ajedrez Bobby Fischer antes de su desgraciada muerte en 2008. El año pasado, la presencia de Stykkishólmur en la película 'La vida secreta de Walter Mitty' fue todo un espaldarazo para su turismo. Quienes se acercaron hasta aquí pudieron comprobar que estaban bien preparados ya que, a pesar de ser una localidad pequeña, cuenta con interesantes hoteles boutique. Uno de ellos es el Egilsen, de apenas 10 habitaciones pero con mucho encanto. Se encuentra en una antigua casa de madera y fue proyectado por un estudio de arquitectura para que no faltara de nada. De tres plantas, cuenta entre sus instalaciones con una de las bibliotecas más nutridas de la región, ya que su dueña es toda una amante de los libros. Pero, además, hay que añadir muchas casas de huéspedes. La mayoría son antiguas casas de pescadores, abandonadas primero y restauradas después, muchas de ellas en los años 80. A un paso de ellas, la Casa de Noruega, un museo pequeño que narra la vida de la comunidad y en el que se puede comprobar cómo era el día a día en el siglo XIX gracias a una reconstrucción de una casa típica. También queda cerca el museo Volcano, que reúne las piezas estudiadas por el vulcanólogo Haraldur Sigurdsson durante más de cuatro décadas. Excursiones al glaciar de Snæfellsjökull, donde Julio Verne colocó la entrada al centro de la Tierra, así como al Parque Nacional del mismo nombre son actividades que no pueden salir mal si se comienza el viaje en Stykkishólmur.

Viajestic | Viajestic
| 28/02/2015

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.