América Norte

América Norte

Parece una biblioteca pero es un hotel

El Library Hotel de Nueva York tiene más de 6.000 libros en sus estanterías

Dicen que hay tantos mundos como libros existen, cada uno con sus historias y sus peculiaridades, sus personajes y sus anécdotas. Y, por supuesto, con el tacto de sus hojas, el olor a tinta y la rugosidad de sus tapas. Abrir uno significa comenzar una aventura que no sabemos donde nos va a llevar, pero es esa incertidumbre que sentimos al mirar las hojas que nos faltan y no conocer aún el desenlace, lo que nos apasiona de la lectura. En Midtown Manhattan, a tan solo unos pasos de la Biblioteca Pública de Nueva York, se encuentra el Library Hotel, un alojamiento ideado y diseñado únicamente para los amantes de la lectura. Este curioso hotel distribuye cada una de sus diez plantas según el Sistema de Clasificación Decimal de Dewey, un método que inventó en 1876 un bibliotecario de Massachusetts para clasificar los libros y ordenarlos en las bibliotecas. Cada piso se corresponde con una categoría y acoge libros de la misma, por ejemplo, en una de sus plantas se concentran los de Ciencias Sociales, en otra los de literatura y así sucesivamente, pasando por: idiomas, historia, matemáticas y ciencia, conocimiento general, tecnología, filosofía, artes y, por último, religión. Un total de 6.000 libros entre los que cada huésped encontrará uno que resulte perfecto para disfrutar de un tranquilo rato en cualquiera de las estancias del hotel. Su ubicación, en el East 41st Street, es idónea para conocer la Gran Manzana, y desde ella se puede llegar a pie a la Quinta Avenida, al Empire State, a Times Square y a Rockefeller Center. Una zona que además está bien comunicada con todo tipo de transportes. El Library Hotel cuenta con dos rincones muy especiales en su planta catorce, disponibles para que todos los huéspedes tengan un momento tranquilo y disfruten de una cómoda lectura. El primero de ellos es el Writer’s Den, una sala con mesas, sofás y chimenea, acogedora y de tonos cálidos. A ella se le une un pequeño jardín situado en la terraza de la azotea, el Poetry Garden, un auténtico espacio concebido para disfrutar de las buenas vistas de Nueva York. Pero, cuando en la ciudad empieza a caer la noche, toda la planta catorce se transforma en Bookmarks Lounge, un local para desconectar, bailar y saborear sus apetecibles cócteles de inspiración literaria, como no pod de hoe hotras manera.od y saborear sus apetecibles ca en Bookmarks Lounge, un local s huias del hotel. sentimos al mirar las hoía ser de otra manera. Permanentemente, en el segundo piso, se encuentra abierta la Reading Room, una sala de lectura en la que, además de una gran selección de libros, se ofrece de forma gratuita café, té, galletas, frutas y quesos. Aquellos a los que un buen libro les abra el apetito, pueden probar las propuestas gastronómicas del restaurante Madison & Vine, donde se sirve desde un brunch los fines de semana hasta almuerzos o platos para compartir a cualquier hora. Un bistro de estilo americano con exquisitos platos. Cada huésped puede elegir el tipo de habitación según sus preferencias literarias, además de seleccionar una Suite Junior, una habitación Deluxe o Petite. Todas ellas con una cita muy evocadora en todos los cojines que decoran las habitaciones: Un amante de la lectura nunca se va a dormir solo. Y mucho menos en el Library Hotel.

Viajestic | Viajestic
| 02/03/2015

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.