Europa

Europa

Hotel Café Royal, todo un clásico en Londres

Clasicismo british, elegancia mundial

Los británicos saben perfectamente lo que significa la palabra glamour. Probablemente podrían elaborar un diccionario entero para definirla y lo más seguro es que entre sus páginas encontrásemos más de una y de diez veces términos como elegancia, sofisticación o clase. Porque si hay algo que derrocha cualquier objeto o lugar british es estilo. No es necesario más que pasear por las calles del centro de Londres, el epicentro de todo ello, para darse cuenta. Contemplar los escaparates, abrir bien los ojos, fijarse en los estilismos de los viandantes, en los carteles… y así, poco a poco, ir entrando en ambiente. El paseo promete muchas sorpresas por el camino. Uno de los clásicos londinenses es, sin duda alguna el Hotel Café Royal, un alojamiento de cinco estrellas de los más míticos de toda la capital británica. Su ubicación no podría ser mejor, en pleno corazón de Londres se encuentra en la mismísima Picadilly Circus, que de día acoge a los compradores más frenéticos y turistas de todas las partes del mundo y de noche se ilumina como pocos lugares en la capital, concentrando parte de sus ofertas de ocio. Su historia se remonta al año 1863, cuando fue inaugurado, y desde ese momento se convirtió en un referente para viajeros y también para los amantes del arte y la moda. La mayoría de los interiores que se pueden ver actualmente en el Hotel Café Royal están restaurados pero mantienen toda la esencia y el encanto que poseían hace siglos. Una mirada por ellos es como hacer un breve recorrido por la historia londinense de manera amena y muy gráfica. Está compuesto por 160 habitaciones, con todas las comodidades que cualquier viajero exigente pueda desear. Y el aspecto tan increíble que tiene en la actualidad es obra del estudio del arquitecto David Chipperfield, que ha cuidado hasta el más mínimo detalle para crear un ambiente íntimo y acogedor. Con Mayfair al oeste y el Soho en el este, el Hotel Café Royal está a poco recorrido del Big Ben, el palacio de Buckingham, la Galería Nacional y los mejores teatros de la ciudad. Por su interior se ha visto a Oscar Wilde, George Bernard Shaw, Cary Grant, Elizabeth Taylor, Winston Churchill o Virginia Woolf, personalidades que han disfrutado del hotel. Y, ¿quiénes mejor que ellos para recomendarlo? En cuanto a la oferta gastronómica dentro de este hotel, el Ten Room Lounge es un espacio informal capitaneado por el chef Andrew Turner. The Bar es perfecto para tomar un cóctel bien preparado y alrededor de su barra puede ocurrir casi de todo. En The Café es un espacio que transmite una calma especial, donde se puede saborear un buen café, chocolates, pasteles y dulces irresistibles. Pero, la joya es The Grill Room, un espacio legendario que abrió sus puertas en 1865 y con una decoración lujosa y típica de Luis XVI.

Viajestic | Viajestic
| 28/02/2015

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.