No sabemos si el hecho de ser la aplicación de mensajería más popular del mundo le lleva a uno a tomarse las cosas con más calma, pero es evidente que a WhatsApp parece que le cuesta la vida tener que incorporar muchas de las novedades que vemos previamente en las distintas versiones beta de iOS y Android. Una de ellas fue la posibilidad de eliminar mensajes automáticamente de los chats de grupos.

Resumiendo mucho, esta nueva función nos permitía decirle a la app cuándo queríamos que borrara todos los mensajes escritos por cualquiera de los participantes en un grupo, si en el plazo de una hora, un día, una semana, un mes o un año. ¿La razón para tener esta posibilidad? Pues ir limpiando el histórico de aquellas conversaciones menos relevantes para no gastar demasiado espacio de almacenamiento, tanto en el teléfono como en la nube, ya sea Drive o iCloud.

Pues esta función, que conocimos de ella hace algunos meses, no ha vuelto a asomar por ningún sitio y no sabemos cuándo llegará a la versión final aunque, como os hemos dicho, tras ver lo que han tardado en introducir el modo oscuro no esperamos que sea pronto. La novedad es que ahora esas funciones secretas se van a extender hasta los chats individuales.

¿Cuestión de secreto o de almacenamiento en el móvil?

Pues esa es la gran pregunta a esta función que ha sido avistada en las versiones 2.20.83 y 2.20.84 para Android, donde ya podemos configurar el espacio de tiempo que los mensajes se mantendrán a la vista antes de desaparecer. Como en el caso de los grupos, también tendremos para seleccionar una hora, un día, una semana, un mes o un año, lo que provocará un aviso en el timeline alertando a la otra persona de los cambios que hemos realizado en la configuración de la conversación.

Entendemos que cuando queremos seleccionar una hora, o un día (incluso una semana), lo que estamos haciendo realmente es convertir el chat en uno secreto, a imagen y semejanza de los que tiene Telegram. Es en estos casos cuando deseamos que de eso que escribimos y nos contestan no quede rastro. Que no se sepa que nunca lo dijimos, lo que será de especial utilidad para algunas circunstancias laborales y personales.

Sin embargo, a partir de un mes, o un año, ya la cosa tiene que ver más con una cuestión de gestionar el almacenamiento en aquellas conversaciones que no son trascendentes para nosotros. Y es que ir liberando de texto, fotos, vídeos o GIFs siempre viene bien para que la copia de seguridad de nuestros chats no engorde. ¿Cuándo llegará? Pues esperemos que pronto aunque, como os decimos, ya sabéis cuánto se lo piensan en WhatsApp antes de publicar novedades importantes. Y esta es una de ellas.