SU DUEÑO LE HA DADO LA OPORTUNIDAD DE VIVIR

SU DUEÑO LE HA DADO LA OPORTUNIDAD DE VIVIR

Un hombre evita que un perro de dos narices sea ejecutado adoptándolo

Toby es un pastor alemán que nació con una malformación en el hocico y tiene dos narices, motivo por el que había sido abandonado por sus dueños al poco tiempo de nacer. El animal iba a ser sacrificado porque ninguna familia quería adoptarlo, pero su suerte ha cambiado gracias a un hombre de California que colecciona animales de dos cabezas. Ahora el animal comparte hogar con otros perros adoptados en situaciones similares.

laSexta.com | Madrid | 18/03/2016

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.