Conmoción en Francia tras darse a conocer una salvaje agresión que ha sufrido un joven de 15 años a manos de una decena de personas. Los hechos tuvieron lugar en Beaugrenelle, en el distrito XV de París. La víctima llamada Yuriy, fue atacada por un grupo de jóvenes armados con todo tipo de objetos que no dudaron en golpear con saña.

Según han informado medios franceses, cuando los servicios policiales y de emergencia –alertados por una pelea con barras de hierro, entre otras armas– acudieron al lugar del crimen, los atacantes ya habían huido, pero el joven golpeado aún se encontraba en el suelo, por lo que fue trasladado al hospital de urgencia. La cadena de información francesa 'LCI' logró ponerse en contacto con un primo de la víctima, Petro, que explicó qué pasó y qué motivos propiciaron esta salvaje agresión.

"Yuriy estaba con unos amigos en Beaugrenelle después de clase, entre las 17:00 y las 18:00 horas. Llegó un grupo de personas que estaba buscando a jóvenes del vecindario. Cuando mi primo trató de correr se cayó al suelo y allí lo golpearon", ha relatado Petro. La víctima ingresó en estado grave en el en el Hospital Necker de París y se encuentra en coma inducido, según ha confirmado la familia al medio 'Actu'. Allí fue operado y ahora se encuentra en la unidad de cuidados intensivos.

 

La familia ha revelado además que, tras la operación, la vida de Yuriy ya no corre aparente riesgo: "Los médicos me dijeron que iba en la dirección correcta, pero es demasiado pronto para saberlo". Los primeros indicios de la investigación abierta para esclarecer los hechos apuntan a que podría tratarse de un ajuste de cuentas entre bandas rivales, si bien la familia de la víctima ha asegurado que, antes de caer en coma, el joven afirmó que no conocía a los agresores y dudan que estuviera relacionado con este tipo de organizaciones.

Este terrible suceso ha provocado la rápida reacción de miles de personas en Francia, entre ellos altos cargos políticos, que han condenado el suceso y han reclamado justicia: "Espero que los que hicieron esto sean atrapados rápidamente. Le podría pasar al hijo de otra persona, y de forma más grave. Siguen en la calle, es peligroso. No permitiremos que este suceso se cierre sin seguimiento", ha asegurado la madre de la víctima. Por ello, tanto la familia como la Policía han iniciado una búsqueda de testigos para esclarecer los detalles del suceso.