El ministro de Sanidad, Salvador Illa, se ha pronunciado sobe la vacunación obligatoria en el caso de que se consiga una fórmula contra el COVID-19. "Los expertos nos dicen que no es recomendable decretar la obligatoriedad de la vacuna", ha apuntado.

Illa ha afirmado que simplemente, contando a la población "la verdad", prevé que se puedan "alcanzar unas cifras de vacunación aptas". Ya hace una semana, el ministro mostraba esta confianza en la ciudadanía, aunque no descartaba la posibilidad de hacerla obligatoria.

"Creo que la ciudadanía va a reaccionar bien, no creo que haga falta hacer la vacuna obligatoria, es un escenario que no debemos descartar, pero no creo que haga falta, sinceramente. Yo creo que la ciudadanía entiende que la forma de acabar con una pandemia es justamente con la vacunación, así se ha acabado históricamente con enfermedades infecciosas y esta también se va a acabar de esta forma", concretó.

Lo cierto es que, según un estudio realizado en 19 países, España está por encima de la media europea en cuanto a personas "convencidas" para vacunarse. Nuestro país es el octavo en este ránking, con un 74% de la población convencida. El siguiente país europeo, dos puestos más abajo, es Reino Unido, con algo más del 71%.

Además, hay que tener en cuenta que, al menos durante el primer año de la vacuna no habrá dosis para todos, por lo que es poco probable que algún estado tome la decisión de implantar una vacunación obligatoria contra el COVID-19.

No obstante, expertos como Rafael Vilasanjuan, director de Análisis y Desarrollo Global ISGlobal, no descartaN que "puede haber algún país, incluso occidental, que decida que se tiene que vacunar masivamente y poner suficientes regulaciones para vacunar a mucha gente".

Aunque Illa se ha mostrado "esperanzado" con los resultados de las vacunas y advierte que "con una vacuna eficaz y segura empezaremos el camino hacia el fin", no deja de expresar su preocupación al acercarnos a fechas claves. "No me escondo que afrontamos con preocupación el mes de diciembre y las Navidades, que no tendrán que ser iguales", ha afirmado en el Senado.