Polémica en Brasil por las diferencias salariales entre el fútbol masculino y femenino. El presidente del país, Jair Bolsonaro, ha criticado las comparaciones entre ambos, lo que ha levantado numerosos comentarios.

Todo comenzó por una pregunta que salía en Examen Nacional de Bachillerato en la que se comparaban los sueldos de los futbolistas de las selecciones brasileñas Marta y Neymar. Según la pregunta que planteaba el examen, Marta ganaba en 2017 400.000 dólares y había marcado 103 goles, lo que suponía 3.900 dólares por gol. Mientras que Neymar ganaba 14,5 millones de dólares y había marcado 50, lo que daba 290.000 dólares por gol.

Bolsonaro aseguró que no era lógico que Marta ya que el fútbol femenino no tenía "ninguna importancia" en Brasil. "El banco de preguntas de Enem no es de mi gobierno, es de gobiernos anteriores. Sigue habiendo cuestiones ridículas, ridículas, lidiar con asuntos... Comparar mujeres jugando al fútbol y hombres. ¿Por qué Marta gana menos que Neymar? No es necesario compararlo. El fútbol femenino todavía no es una realidad en Brasil", aseguró.

Además de que el sueldo de los jugadores cambia en función de cada club, por lo que no tiene porqué cobrar los mismo que Nyemar: "Lo que gana Neymar al año, no todos los equipos de fútbol juntos en Brasil lo ganan al año. ¿Cómo le vas a pagar a Marta el mismo salario? A esto se le llama iniciativa privada. La que gana el sueldo, la que muestra a dónde debe ir el mercado. Se hacen preguntas absurdas predicando siempre la igualdad, pero desde abajo".

Poco después Marta subió una imagen a su Instagram acompañada por un texto: "Algunos serán recordados como los mejores de la historia. Otros...". Algo que se entendió como una respuesta al presidente.