Son muchas las personas que eligen como destino para su próximo viaje uno conocido y masificado. La Alhambra de Granada o la Sagrada Familia son dos ejemplos de monumentos que han visto de cerca muchos viajeros. Y es que por norma general tendemos a eso, a ir a ver aquellos lugares que de por sí reciben muchas visitas.

Sin embargo, España cuenta con otras ciudades menos conocidas a las que poder hacer una escapada. Está genial ir a Madrid, a Sevilla o a Valencia. Pero también lo está explorar destinos menos famosos y por tanto menos masificados. Además de que esto nos permitirá conocer lugares nuevos de los que poco hemos escuchado con anterioridad, también servirá para mantener mejor las distancias de seguridad con el resto de personas.

Así, vamos a hablar de algunas provincias que muchos olvidamos pero que esconden lugares bonitos e interesantes que podemos animarnos a descubrir.

Guadalajara

En el centro de la Península Ibérica encontramos la provincia de Guadalajara. Olvidada por muchos, es una provincia en la que disfrutar de grandes obras arquitectónicas, de buena cultura y de buena gastronomía. Allí se pueden visitar el Palacio del Infantado, el Panteón de la Condesa, el Alcázar Real y los campos de espliego del pueblo de Brihuega. O seguir las huellas del Cid o del Quijote en Atienza.

Albacete | Pixabay

Albacete

Además de visitar la plaza ajardinada de Altozano o su catedral, ambas situadas en la capital, Albacete cuenta con muchos pueblos que merecen la pena. Así, después del confinamiento, puedes optar por hacer una ruta por algunos de ellos como por ejemplo Alcalá del Júcar, Yeste o Ayna.

Palencia | Pixabay

Palencia

Palencia es otra de las provincias menos visitadas de nuestro país. Así pues, quizá ha llegado el momento de que esto cambie y darle una oportunidad. En su capital se pueden ver el Convento de las Clarisas, la iglesia de San Lázaro o su Plaza Mayor. Y en la provincia hay muchos otros lugares que desprenden belleza; la montaña Palentina, el castillo de Ampudia o el pueblo de Olleros de Pisuerga son algunos de ellos.

Zamora | Pixabay

Zamora

De Zamora podemos destacar lugares como su castillo, la catedral o el puente de piedra. Pero en sus alrededores hay otros sitios realmente interesantes. Las Aceñas, por ejemplo, cuenta con un entorno natural en el que se respira paz. Puebla de Sanabria se cataloga como uno de los pueblos más bonitos del país y el lago de Sanabria es uno de los imprescindibles de Zamora.

Ávila | Pixabay

Ávila

Seguramente son muchas las personas que conocen la muralla de Ávila o han escuchado hablar de ella. Aun así Ávila no es ni mucho menos una de las provincias más turísticas de España. Pese a ello, cuenta con lugares que merecen parte de nuestro tiempo. Por ejemplo, una visita al pueblo medieval de Candeleda puede resultar muy apetecible. Igual que descubrir el patrimonio de Las Navas del Marqués o Mombeltrán.