TecnoXplora » CienciaXplora » Divulgación

OCHO RAZONES POR LA QUE LA ADORAS Y DOS POR LA QUE DEBERÍAS ODIARLA

Diez cosas que no te apetece saber sobre la comida basura

Nos encanta, no podemos resistirnos a ella a pesar de lo mala que es, según han demostrado numerosos estudios médicos. ¿Qué hace que sea tan adictiva? ¿Desde cuándo utilizamos el término “comida basura”? ¿Por qué es tan perjudicial para la salud?

Salchipapas

GYJ Salchipapas

Publicidad

Muy interesante para Cienciaxplora | Madrid
| 06.02.2015 13:44

1- El presidente de la FDA de Estados Unidos (Food and Drug Administration) tiene claro por qué nos gusta tanto la comida basura: los fabricantes elaboran sus productos con una combinación perfecta de azúcar, sal y grasas, que estimula el gusto más de lo normal y excita el cerebro. Por eso te cuesta tanto resistirnos a este tipo de alimentos.

2- El término ‘junk food’ (comida basura) nació hace más de cuarenta años. Exactamente, en 1972, cuando el director del Center for Science in the Public Interest de Washington, Estados Unidos, afirmó que “las bebidas son el ejemplo perfecto de la comida basura: todo azúcar y calorías, sin ningún nutriente. Los americanos se están ahogandoen las bebidas”.

3- La comida basura suele estar aderezada con ciertos aditivos alimentarios. En Europa se permiten más de 300, entre colorantes, potenciadores del sabor, etcétera. Uno de ellos es la acrilamida, una sustancia que ha hecho saltar las alarmas de instituciones como la FDA americana.

4- El cuerpo tiene sus propias estrategias para mantener una dieta equilibrada y sana. Entre ellas está buscar nuevos sabores en nuevos alimentos. Pues bien, una investigación publicada en Frontiers in Psychology ha comprobado que este tipo de alimentos precisamente van en contra de este mecanismo neurológico que nos mantiene sanos.

5- Bebidas azucaradas y comida basura van de la mano. En la Universidad de Carolina del Norte de Chapell Hill (Estados Unidos) publicaron recientemente un artículo en la revista especializada American Journal of Preventive Medicine donde afirmaban que los niños habituados a beber muchas bebidas azucaradas son también los más propensos a comer este tipo de alimentos con muchas calorías y escasos nutrientes.

6- Las estadísticas han demostrado que el consumo de comida basura disminuye en aquellos países que regulan su publicidad, como en Australia, donde está prohibida la publicidad de alimentos enfocada a menores de 14 años.

7- En el Instituto Scripps de Jupiter en Florida han comprobado que este tipo de comida actúa sobre los receptores de la dopamina, como las drogas, llevando a quien lo consume a una dependencia cada vez mayor.

8- Muchas veces se asocia la comida basura a las grasas trans. Estas son un tipo de grasa que se forma cuando el aceite líquido se transforma en una grasa sólida añadiendo hidrógenos, lo que incrementa el tiempo de vida útil de los alimentos, pero que tiene ciertos inconvenientes para la salud.

9- Países como Italia se han tomado el problema de la obesidad y la comida basura en serio y han adoptado medidas de control en las escuelas. En este país, desde el 21 de enero de 2015 se ha puesto en marcha el programa OKkio alla Salute (ojo: en italiano se dice ‘occhio’, pero se pronuncia ‘okio’) para conocer las tasas de obesidad en las escuelas de primaria de todo Italia.

10- Incluso a corto plazo, este tipo de comida puede afectar al cerebro, tal y como demostró un estudio llevado a cabo en la Universidad de Nueva Gales del Sur, Australia. De hecho, como comentaba una de las investigadoras, Margaret Morris, lo que es sorprendente de esta investigación es la velocidad con la que se produjo el deterioro de la cognición”.

Publicidad