Inés Arrimadas, presidenta de Ciudadanos, ha tendido varias veces la mano al Gobierno para que Sánchez cuente con el apoyo de la formación naranja de cara a la aprobación de los Presupuestos... hasta que se ha topado con la figura de Bildu. "Si mañana se tuvieran que votar los Presupuestos, votaríamos que no", ha asegurado la líder de Cs en una entrevista concedida a laSexta Noche, en la que ha añadido: "Para tener el apoyo de Ciudadanos, hay que tener unas líneas naranjas".

"Tanto en lo económico como en el freno a las cacicadas separatistas", ha añadido Arrimadas en referencia a esas líneas naranjas. Pero ¿qué le separa de ese apoyo al Gobierno? "Ayudas para que la gente aguante. Quedan muchos meses para que las empresas funcionen con normalidad y faltan ayudas", ha destacado, entre otras reclamaciones que ha realizado a Pedro Sánchez desde el programa.

En esta línea, la presidenta de Ciudadanos ha defendido que los votos de EH Bildu y ERC "no valen" para sacar adelante los Presupuestos "ni en pandemia", y ha recordado las declaraciones de Pedro Sánchez antes de ser presidente en las que afirmaba que no pactaría con Bildu. Ante ese giro, Arrimadas considera que a muchos votantes socialistas "se les han revuelto las tripas", entre otras cuestiones, por las palabras de Arkaitz Rodríguez, miembro del partido abertzale, que aseguraba que irían a Madrid a "tumbar definitivamente al régimen".

"Iglesias es vicepresidente del Gobierno y ha dicho que hay un pacto con Bildu. Lo que le pido a Pedro Sánchez es que se decida", ha insistido la máxima dirigente de la formación naranja, aseverando que no va apoyar "poner la gobernabilidad de este país en manos de Otegi y Junqueras". Pero las críticas de Arrimadas no sólo han sido contra el líder socialista. También ha cargado contra Unidas Podemos y su papel en el Gobierno de coalición: "¿Sánchez va a escuchar más a Iglesias o a la parte moderada de su Gobierno y de su partido?"

¿Quién va a ganar la partida, Iglesias o el sentido común?"

Inés Arrimadas (presidenta Ciudadanos)

Arrimadas ha insistido en este análisis: "¿Aquí quién va a ganar la partida, Iglesias o el sentido común?", añadiendo que "para ningún Gobierno habría sido fácil gestionar esta pandemia, pero este Gobierno ha cometido infinidad de errores". Por responder, la líder de Ciudadanos ha respondido hasta a los miembros de la vieja guardia de su partido; exdirigentes como Girauta que no han dudado en criticar esa apertura de puertas de Arrimadas a pactar los Presupuestos con el Gobierno.

Aunque ha afirmado que "Albert no se refería a Ciudadanos, sino a Sánchez", sí ha sido tajante a este respecto. "Comparar la oposición interna de miembros del Gobierno muy relevantes no es comparable con nada, y menos con personas que ni siquiera tienen un cargo público y que son libres para decir lo que quieran en Twitter". Sobre esta cuestión ha zanjado Arrimadas que "estar en el centro significa que te pegan por la derecha y por la izquierda".

Finalmente, Arrimadas se ha referido también en laSexta Noche a las polémicas declaraciones de Ayuso, que afirmó que Irene Montero "debe" el ser ministra "a la persona con la que comparte Consejo de Ministros". Un comentario que considera tan censurable como los que se vertieron contra Ana Botella por ser alcaldesa 'gracias' a ser la pareja de José María Aznar. "¿Tan difícil es no hacer dos trincheras en España? No me gusta que a las mujeres se le cuestionen por sus parejas", ha expuesto.