¿Estás a punto de viajar? ¿Quieres preparar un boquitín a la altura de las circunstancias? Nosotros te damos una serie de consejos y opciones absolutamente imprescindibles. ¡No te olvides de ninguna de estas cosas!

Kit para heridas

Parece muy obvio, pero pocos recordamos que tenemos que llevar tiritas. Las ideales son las de “segunda piel”. Es esencial si eres de los que realizan muchísimos kilómetros andando, ¡o incluso bailando! Tienes que tener muy presente cuáles llevas, ya que tienen que se recomiendan que no se despeguen tan fácilmente de la piel. Así no se te infectarán, ni te dolerán ni las heridas ni las ampollas.

Antiinflamatorios y analgésicos

Bien es cierto que estos últimos son bastante fáciles de conseguir en cualquier lugar del mundo pero nunca está de más llevárselos en el botiquín. Paracetamol es ideal para dolores de cabeza y otras partes del cuerpo. Tampoco olvides llevarte antiinflamatorios como Neobrufen o ibuprofeno. Eso sí, debes tener cuidado con estos últimos puesto que algunos no sientan del todo bien, por lo que es esencial llevar los que nos sienten mejor.

Protector de estómago

Omeprazol o Nexium son grandes aliados para los viajeros, qué duda cabe. ¡Sobre todo para los que se enfrentan a grandes retos gastronómicos! Tampoco puedes dejar de lado los llamados antiácidos tales como Almax. Pueden ser de grandísima ayuda pero, eso sí, no abuses con este tipo de protectores estomacales. Es importante que si tienes problemas con el estómago, acudas a tu médico de confianza lo antes posible.

Antídoto para picaduras de mosquitos

O, incluso, un repelente para evitarlas. Cuanto más fuerte sea, muchísimo mejor. Eso sí, si no vas a facturar tu maleta, debes tener en cuenta que ni el repelente ni el antídoto tiene que superar los 100 mililitros. De ser así, me temo que será requisado por las autoridades. Si esto ocurre, entérate de cuáles son los mejores en el destino que vas a visitar. Un buen repelente es una pomada, varias pastillas o, incluso, el conocido bálsamo de tigre que no falla nunca. Cualquier cosa que te alivie el picor, ¡será más que bienvenido!

Aviones | Pxhere

Pastillas para el mareo

La Biodramina es el gran aliado para aquellos que son propensos a marearse, ya sea en el avión o incluso en el mar. Eso sí, tienes que tener cuidado con este tipo de pastillas en tu botiquín puesto que algunas de ellas te dejan algo atontado o, incluso, te adormecen. Así que si vas a conducir, bucear o algo similar, igual no es una buena idea. ¡Es mejor no tomarlas en esa situación!

Crema solar, after sun y... ¡Pomada para golpes!

Es muy importante llevar una crema analgésica para aliviar el dolor como es el caso de Voltaren. Cuando llevas mucho tiempo andando, descubriendo la ciudad, es un gran acierto. ¡Tu cuerpo te lo agradecerá mucho! No olvides llevar contigo crema solar para cuidar tu piel porque, aunque parezca que no, hasta te puedes quemar viendo glaciares en Islandia. Por si acaso, no olvides llevarte una crema after sun.

Laxantes

Si estás tratando de preparar el botiquín perfecto, nunca está de más llevar algún que otro laxante o, incluso, antidiarreicos en caso de emergencia. Eso sí, únicamente debes utilizarlos si es estrictamente necesario. Muchos son los viajeros que han usado, y mucho, remedios como Fortasec para cortar diarreas pero debemos saber que abusar de él no es nada bueno. Si tienes una diarrea importante, la mejor opción es acudir a un médico cuanto antes.

Tapones para los oídos

No por ello menos importante, debemos tener en cuenta algo esencial. ¡Será de gran ayuda en caso de primeros auxilios! ¿Quieres evitar ronquidos de molestos pasajeros? ¿De niños que no pueden evitar dejar de llorar? Ponte los tapones para tus oídos en el avión y así podrás descansar todo lo necesario. Es una gran opción, qué duda cabe.