Después de un viaje siempre queremos comenzar a planear el siguiente y es que la mejor manera de hacerlo es cuando aún queda mucho tiempo para la fecha del nuevo viaje. Si tienes todo organizado con tiempo, podemos aseguraros que cuando llegue el momento tendréis todo bajo control. Estos son los consejos que debéis seguir para ello:

1. Infórmate acerca del destino: lee mucho, en guías, internet, si puedes consulta a alguna persona que viva en el mismo destino, te informará mucho mejor que otras fuentes. Averigua qué sitios merecen la pena ser visitados y organízate a partir de esto. Si por ejemplo, en la visita a un museo debes emplear mínimo tres horas, lo mejor es que ese día el resto de planes sean más tranquilos para que tampoco acabes saturado.

2. En primer lugar, compra tus billetes de viaje: lo primero que te recomendamos es conseguir tus billetes de viaje ya que cuanto antes lo hagas, más dinero puedes ahorrarte. Normalmente, sobre todo si es un viaje en avión, los billetes te saldrán a un precio más económico si quedan varios meses para volar.

3. Reserva hoteles pero estate atento a las ofertas: hay muchos hoteles que dan la opción de cancelación gratuita durante un tiempo y con la posibilidad de pagar al llegar al alojamiento. Es la mejor manera de coger un hotel, ya que mientras tanto puedes seguir buscando otros que quizás te acaben gustando más, pero sabiendo que ya tienes una primera opción.

4. ¿Qué hacer con las excursiones?: normalmente cuando viajamos reservamos algunas excursiones que previamente hemos conocido a través de internet u otras guías. Si lo reservas previamente, te aseguras de no quedarte sin la posibilidad de realizarla, aunque probablemente te toque pagarla en el momento. Sin embargo, en el propio destino es muy probable que puedas contratarlas e incluso a un precio inferior debido a la competencia que pueda tener el lugar.

5. Si necesitas cambio de moneda: cuando viajas a un país que utiliza una moneda diferente, tienes varias opciones: cambiar los euros en tu propio banco, en casas de cambio, en el aeropuerto o en el propio destino. Nosotros te recomendamos, por lo general, hacer el cambio en el aeropuerto ya que no tendrás comisión y te cambiarán la moneda al valor que esté en ese momento. Sin embargo, muchas veces es mejor cambiar el dinero con bastante antelación ya que, cuando llegan las vacaciones y los viajes aumentan, es muy probable que el cambio de moneda te salga menos rentable que en otro momento.