TecnoXplora » Móviles

EL MEJOR IPAD, CONTRA LA MEJOR COMPETENCIA

Los rivales del iPad Air 2

El nuevo iPad Air 2 de Apple es el primero que ha llegado a un mercado en el que sus rivales le pueden plantar cara. Y precisamente le ha tocado al modelo menos sorprendente... aunque sigue siendo el mejor.

Nuevo iPad Air 2

Apple Nuevo iPad Air 2

Publicidad

Apple presentó el iPad Air 2, una tableta en la que no hubo sorpresas (las filtraciones previas -que curiosamente tuvieron lugar poco después de la presentación de los nuevos Nexus- tampoco ayudar a este factor sorpresa). Posiblemente sea el mejor iPad hasta la fecha y ya se habla de la vuelta del rey, pero si algo nos enseñó 'Clerks 2' es que retorno solo hay uno y es el del Jedi y Airness solo hay uno y llevaba el 23. No va a ser tan fácil sentarse en ese trono.

Y es que algo tendrán los tronos que todo el mundo quiere ocuparlos a pesar de que parecen bastante más incómodos que un sofá. En este caso, Apple fue la primera en llegar a este salón ficticio, pero sus rivales pronto comenzaron a llamar a la puerta. Algunos prácticamente tuvieron que entrar por la ventana, pero el hecho es que ya están aquí.

Nuevo iPad Air 2

El principal contrincante del iPad Air 2 será Galaxy Tab S, la mejor tableta Android del momento y de la historia. Por un lado, cuenta con el apoyo de una Samsung que tiene muy claro que el mercado de las tabletas es tan conquistable como lo fue el de la telefonía inteligente en su momento. Por otro, es un dispositivo genial que se aprovecha tanto de lo que ofrece el sistema operativo de Google como de lo que le permite incorporar la billetera de su fabricante. Su pantalla, su rendimiento y su autonomía serán sus puntos fuertes.

A falta de probar el terminal presentado por Apple, parece que competirá con su catálogo de aplicaciones disponibles (porque sí, a estas alturas los productos de la manzana todavía pueden esgrimir este argumento) y puede que con la cámara. Todos hemos visto a alguien haciendo una fotografía con una tableta, así que está claro que es algo que existe -otra cosa es que ese algo sea ligeramente estúpido e incómodo-. En cualquier caso, el hecho es que el iPad Air está por delante, al menos sobre el papel (y con Apple lo cierto es que el papel se suele parecer mucho a la realidad).

El otro gran rival será Surface Pro 3, un híbrido entre portátil y tableta más orientado a la productividad y con un precio bastante más elevado (parte de los 799 euros, frente a los 489 euros del iPad Air 2 más económico). A pesar de todos estos peros, el haberse encontrado ha permitido que Microsoft ponga en el mercado un producto brillante y redondo. Tal vez sea más ordenador, pero muchos usuarios buscan precisamente eso.

Dentro del propio ecosistema también hay competencia, pero de la que no molesta. El modelo anterior de Air ha visto su precio rebajado y dado que no hay novedades muy destacadas (nuevo procesador, TouchID y cámara; todas por dentro y más complicadas de explicar a un usuario no especializado), puede ser la alternativa 'barata' para muchos.

Nuevo iPad Air 2

Curiosamente, el iPad Mini tuvo un papel más secundario que el de Jar-Jar en 'La venganza de los Sith'. Estuvo en una esquinita en la que no molestase casi como un guiño a sus apariciones anteriores. Un nuevo color y el lector de huellas dactilares son muy pocos argumentos para competir con su predecesor, que costará 100 euros menos (es decir, sale a 50 euros el argumento).

Esto podría parecer un detalle tonto y sin importancia, pero también puede ser un síntoma de que Apple cree que el mercado de las tabletas ya tiene poco más que ofrecer a nivel de innovación. Lo que se ve es lo que hay y en formatos de pantalla más pequeños se parece demasiado a lo que dan los móviles.

Por lo tanto, el iPad Air 2 tendrá doble importancia para Apple. Por un lado, será el encargado de defender el trono a golpe de cámara, lector de huellas y, sobre todo, su letal mandoble hecho de aplicaciones. Por otro, debe intentar atacar el siguiente trono, que es el de los portátiles. Si no lo hace, llegará un punto en el que lo único que podrá ofrecer será más de lo mismo, aunque mejor, más bonito y más delgado.

Y cuando tus rivales no solo conocen esa estrategia, sino que son capaces de replicarla con varios productos a lo largo de un año, el trono peligra.

Publicidad