TecnoXplora » Móviles

Inminente Redmi 10A

El móvil más barato de Xiaomi estrenará una nueva cámara dual

La firma china ya está preparando el desembarco de su modelo más económico

Nuevos Redmi 9AT y 9C.

Redmi Nuevos Redmi 9AT y 9C.

Publicidad

La familia de móviles Redmi ha contado siempre con un modelo especialmente económico y accesible, el terminado con la letra A. El último de ellos es el Redmi 9A, un teléfono que hemos visto llegar al mercado con precios de alrededor de los 100 euros. Ahora comenzamos a conocer los primeros detalles del Redmi 10A, un teléfono que destacará sobre todo por contar con unas características muy solventes para un precio realmente ajustado. Eso es lo que ahora sabemos, al pasar por las primeras certificaciones, y conocer las primeras filtraciones sobre este modelo.

Por fin mejorará su cámara

Como un móvil básico que es, este no ha destacado precisamente por una cámara de altos vuelos. De hecho, hasta ahora hemos visto solo cámaras de un solo dispositivo, que nos han ofrecido una calidad aceptable, pero que se han quedado por detrás de otros competidores en esta gama, como los de Realme, que han llegado a montar incluso tres cámaras traseras en teléfono similares. Pues bien, ahora hemos sabido que el Redmi 10A llegaría por fin con una doble cámara como gran novedad. Esta contaría con un sensor principal de 13 megapíxeles y uno secundario de 2 megapíxeles.

Redmi 9A Sport y 9i Sport
Redmi 9A Sport y 9i Sport | Redmi

Y es que en el resto de características veríamos prácticamente las mismas especificaciones de otros años. Esto es lo que hemos sabido, por un lado, en una de sus primeras filtraciones. Pero es que el teléfono también ha pasado por una de las pruebas de rendimiento más importantes, Geekbench 4. En ella hemos conocido las características clave, como es el procesador, que sería un Helio G25 de MediaTek, el mismo que tenía su predecesor. A este procesador hay que añadir también 4GB de memoria RAM, así como versiones de 3GB y 2GB, mientras que el almacenamiento interno sería de 32GB, 64GB y 128GB ampliables mediante tarjetas microSD.

Dentro de las otras novedades, y volviendo a la cámara, se especula con que el segundo sensor, el de 2 megapíxeles, sea de profundidad. Mientras que otra de las novedades sería la llegada de un lector de huellas que hasta ahora no tendría. No habría que descartar que se estrenara integrado en el botón de encendido, una de las ubicaciones más habituales en los últimos meses entre la gama media. Por tanto, sería un móvil que sobre todo mejoraría su cámara de fotos, porque a nivel de rendimiento no se esperan novedades.

Respecto de la pantalla, tampoco podemos esperar mucho más, porque probablemente este procesador no soporte las tasas de refresco de 90Hz, así que lo normal es que tampoco haya cambios. Un aspecto que sí podría mejorar sería el de la batería, sobre todo en la carga rápida, que ahora es de 10W, pudiendo crecer perfectamente hasta los 18W. Un teléfono que ahora que empieza a dejarse ver, es probable que se presente en tan solo unas semanas. Lo que seguro que no va a cambiar es su precio ultra ajustado, que sería de apenas 100 euros, algo que se ha convertido en su seña de identidad.

Publicidad