ABANDONA EL SEDENTARISMO

ABANDONA EL SEDENTARISMO

Permanecer mucho tiempo sentados puede dañar nuestro corazón

¿Quién no echa un vistazo al vagón del metro para ver si hay algún asiento libre? Por norma general, a las personas nos gusta sentarnos para descansar las piernas un ratito. Sin embargo, un reciente estudio demuestra que, por extraño que parezca, sentarse puede dañar nuestro corazón.

Sentarse no es bueno para tu corazón
Sentarse no es bueno para tu corazón | Pixabay

En algún momento del día, estamos sentados. Ya sea en el coche, en el metro, en el sofá o en el trabajo, siempre hay una ocasión para hacerlo. Lo malo es que, aunque creamos que es algo necesario para que nuestro cuerpo descanse unos instantes, puede hacernos más daño que beneficio.

Según un reciente estudio cuanto más tiempo permanezca una persona sentada, más pueden lesionarse sus músculos cardíacos. Seguro que alguna vez has oído que, si estás nueve o diez horas sentado, eres más propenso a contraer enfermedades como la diabetes o la insuficiencia cardíaca.

La solución no está en hacer deporte, pues incluso las personas a las que les gusta estar en forma pueden presentar esas lesiones si están mucho tiempo sentadas de forma continuada.

Un grupo de cardiólogos comenzaron a reflexionar sobre la estrecha relación que existe entre el hecho de sentarse y la insuficiencia cardíaca. El foco de atención se centró en las troponinas, unas proteínas que produce las células de los músculos cardíacos cuando están debilitadas o a punto de morir.

Si nuestro cuerpo presenta, por costumbre, altos niveles de estas proteínas es que algo va mal en los músculos de tu corazón. Pero hasta el momento no se había realizado ninguna investigación que relacionara el estar sentados con la elevada presencia de la troponina en nuestro organismo.

Un grupo de investigadores publicaron en la revista 'Circulation' el estudio que llevaron a cabo y los resultados obtenidos. Los expertos tomaron como referencia la información del Dallas Heart Study, una gran evaluación supervisada por el Centro Médico de la Universidad de Texas Southwestern.

Los participantes se sometieron a pruebas cardíacas y llevaban dispositivos para monitorizar la actividad que realizaron a lo largo de toda la semana. Al final recabaron los resultados de 1.700 personas sin tener en cuenta aquellos que padecían algún trastorno cardíaco o dolor de pecho.

Finalmente, observaron que quienes hacían ejercicio tenían niveles relativamente normales en troponina, aunque los beneficios no eran muy destacados. Las personas que permanecían unas diez horas o más horas sentados, presentaban niveles más altos de troponinas en sangre, pero los niveles estaban por debajo del infarto. Lo denominaron: insuficiencia cardíaca subclínica.

El problema se asocia principalmente a la falta de movimiento, por lo que los expertos aconsejan hacer más ejercicio y menos sedentarismo.

Seguro que te interesa

Bárbara Arrieta | Madrid | 02/02/2018

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.