UN ESTUDIO DICE QUE TODO LO QUE CAUSA REPULSIÓN ES PARA PROTEGERNOS

UN ESTUDIO DICE QUE TODO LO QUE CAUSA REPULSIÓN ES PARA PROTEGERNOS

Pus, malos olores o ciertas prácticas sexuales: todo lo que te da asco, probablemente, sea malo para tu salud

Un estudio sugiere que las situaciones que nos producen repulsión tienen que ver con la falta de higiene, los animales, ciertas prácticas sexuales, las heridas, las deformidades y los alimentos podridos. Las evitamos para protegernos de las enfermedades.

Los microbios que se desarrollan en alimentos podridos pueden provocar enfermedades
Los microbios que se desarrollan en alimentos podridos pueden provocar enfermedades | Tim Sheerman-Chase I Flickr

Lucía Caballero | @Lulucille_ | Madrid | 06/06/2018

¿Te causa rechazo ver una herida supurante? ¿Y las moscas o las cucarachas? No eres el único: a la mayoría de los humanos nos dan repelús cierto tipo de visiones, olores o ruidos, una desagradable sensación que no va más allá de los remilgos. Se trata de un mecanismo evolutivo que permitía a nuestros ancestros mantenerse lejos de posibles perjuicios para su salud.

En un estudio publicado recientemente, un equipo de científicos liderado por la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres de la Universidad de Londres ha demostrado que ese sistema encargado de hacernos sentir asco se activa ante ciertos factores que pueden dividirse, según el trabajo, en seis categorías principales.

Entre estas clases figuran la falta de higiene, los animales (como los insectos), ciertas prácticas sexuales especialmente arriesgadas, lesiones o heridas en la piel, rasgos de apariencia atípicos (como deformidades) y alimentos podridos.

Los investigadores, que han publicado sus hallazgos en Philosophical Transactions of the Royal Society B, preguntaron a más de 2.500 encuestados sobre el grado de repulsión que sentían frente a 75 situaciones diferentes, como personas con infecciones, lesiones de la piel con pus, objetos cubiertos de insectos, estornudos o la defecación al aire libre.

Las heridas con pus, lo más repulsivo

De todos los escenarios, la visión de heridas supurantes resultó ser lo más desagradable para los participantes en el estudio, seguido de cerca por los signos de falta de higiene corporal como los olores pestilentes.

Analizando estas respuestas, los investigadores fueron capaces de identificar esas seis categorías de factores que nos provocan repulsión, todos ellos relacionados con vectores que transmitían distintas enfermedades en la antigüedad.

Por ejemplo, hace varios siglos ingerir alimentos en mal estado podía ser la causa de enfermedades como el cólera, tocar a otras personas con poca higiene podía transmitir la lepra y las heridas abiertas podían acarrear la viruela.

“Aunque sabíamos que la sensación de repugnancia es positiva, hemos conseguido basarnos en ello para demostrar que esta repulsión está estructurada para reconocer y responder a amenazas de infección con el fin de protegernos”, explicó Val Curtis, coautor del estudio.

Sus resultados confirman así la conocida como teoría de la evitación del parásito, que defiende que los parásitos y las enfermedades han influido en el desarrollo de pautas de comportamiento en los animales (también de valores en humanos) para evitar los focos de infecciones.

Además, el análisis de las respuestas demostró que, curiosamente, las mujeres consideraban los estímulos de cualquiera de las categorías más desagradables que los hombres. Para ellas, las prácticas sexuales de riesgo y los animales que portaban alguna enfermedad eran los factores que más asco producían.

Por otro lado, los investigadores sugieren que otros animales podrían mostrar reacciones análogas a situaciones similares.

Según Micheal de Barra, otro de los autores del estudio, “nuestra larga coevolución con las enfermedades nos ha programado este sentido intuitivo de lo que puede causarnos una enfermedad”. Conocer más estos mecanismos, puede ayudar tanto a desarrollar medidas de salud pública como para investigar cómo varían en función de las diferencias culturales.

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.