SEGÚN UN ESTUDIO EN EL REINO UNIDO

SEGÚN UN ESTUDIO EN EL REINO UNIDO

Los yogures para niños tienen mucha más azúcar de lo recomendado

Un análisis de más de 900 productos lácteos en Reino Unido concluye que la mayoría tienen demasiado azúcar para considerarlos un producto adecuado para los niños.

Yogurt sí, pero sin azúcares añadidos
Yogurt sí, pero sin azúcares añadidos | agencias

Teguayco Pinto | @teguayco | Madrid | 19/09/2018

La Organización Mundial de la Salud (OMS) propuso hace años reducir el consumo de bebidas azucaradas para luchar contra el sobrepeso infantil. Ahora, un equipo de investigadoras llama la atención también sobre los yogures, al determinar que su contenido de azúcar es más alto de los recomendable.

"Aunque el yogur puede ser menos preocupante que los refrescos y los zumos de frutas, es preocupante que pueda ser una fuente no reconocida de azúcares añadidos en la dieta, ya que es percibido como un alimento saludable”, aseguran las autoras del estudio, que ha sido publicado en el British Medical Journal.

Según las recomendaciones de la OMS, el consumo de azúcares añadidos o libres debe suponer menos de un 10% de la ingesta calórica total e incluso se ha planteado bajar este porcentaje al 5%.

Sin embargo, según los datos de este nuevo estudio, en el que se han analizado más de 900 yogures y productos lácteos del mercado británico, apenas un 9% de los yogures cumplen con los requisitos para ser considerados bajos en azúcar, una cifra que se reduce al 2% si se cuentan los yogures destinados específicamente a los niños.

Las investigadoras afirman de que la cantidad de azúcar varía ampliamente entre unos productos y otros. Sin embargo, con la excepción de los yogures naturales, el contenido medio de azúcar de todos ellos está muy por encima del umbral marcado por la OMS.

“La mediana de los contenidos de azúcar de las categorías en los yogures infantiles, de frutas y orgánico es muy superior a 10 gramos por cada 100 de yogur”, afirman las investigadoras. Un dato que resulta “preocupante”, dado que, en promedio, los niños consumen más yogur que los adultos, especialmente los menores de 3 años.

De hecho, teniendo en cuenta los resultados del estudio y las recomendaciones de la OMS, un niño ya habría consumido casi toda el azúcar recomendada para un día tras comerse uno solo de casi cualquiera de los yogures que hay actualmente en el mercado.

Las investigadoras también han destacado que los productos etiquetados como ecológicos u orgánicos son los que tienen una mayor cantidad de azúcar, con más de 13 gramos por cada 100. "La etiqueta orgánica se refiere a la producción”, explican las investigadoras, pero "el efecto halo hace que los consumidores subestimen el contenido calórico y perciban más favorablemente el contenido nutricional de los productos orgánicos, incluidos los yogures”.

Los yogures son un alimento saludable

A pesar de los resultados, las investigadoras recuerdan que el consumo de productos lácteos es beneficioso para la salud y que sus efectos positivos en la regulación probiótica e inmunitaria respaldan su recomendación como alimento saludable para bebés y niños.

Sin embargo, tras analizar los yogures del mercado concluyen que “no todos son tan sanos como quizás los perciben los consumidores”, con lo que hay que observar bien los azúcares añadidos antes de comprarlos.

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.