Al PSOE y Unidas Podemos, por sí solos, no les salen los números para llevar a la práctica el preacuerdo de gobierno firmado la semana pasada. Uno de los apoyos clave para ello es el de Esquerra Republicana, que de momento se mantiene en el 'no'.

Para Pere Rusiñol, sin embargo, la formación independentista "está esperando una oferta que le permita dar el paso de apoyarla". A su juicio, "no hay duda" de que ERC "tiene ganas" de apoyar la investidura, pero -advierte- "no lo puede hacer gratis".

"La gente que lleva el partido y el propio Junqueras creen que hay que apoyar, porque se abre una oportunidad, pero al mismo tiempo no lo puede hacer gratis", ha precisado.

Así, ha aventurado que, para dar su apoyo a una investidura de Pedro Sánchez, en Esquerra "necesitan algún tipo de escenario parecido al de Pedralbes", algo que, aventura Rusiñol, "debería ser bastante factible"."Si lo consiguen, decidirán como mínimo abstenerse", ha anticipado.