Se sabe que Facebook exige a sus usuarios identificarse con un nombre real y prohíbe la utilización de palabras "ofensivas o sugerentes de cualquier tipo". Sin embargo, tras las quejas de varias drag queen a las que cerró la cuenta por ese motivo, y de verse obligados a restablecer la de Guido Culasso, desde la red social de Mark Zuckerberg prometieron relajar estas medidas recientemente.

Sin embargo, su política de nombres reales sigue creando polémica. Tres días después de los atentados de París, Facebook cerró la cuenta de Isis Anchalee. El nombre de esta programadora de San Francisco, que coincide con las siglas en inglés del Estado Islámico, habría sido el motivo por el que la red social habría tomado la drástica decisión.

"Facebook piensa que soy una terrorista. Al parecer, mandar una captura de pantalla de mi pasaporte no es suficiente para que reabran mi cuenta", denunció Isis a través de Twitter. Minutos después, comunicaba por la misma vía que la red social le había pedido disculpas y había abierto su cuenta de nuevo.

El australiano 'Phuc Dat Bitch' también ha sufrido el cierre de su cuenta de Facebook varias veces en unos pocos meses, debido a que su nombre se asemeja a la ofensiva expresión 'Fuck that bitch' (“Fóllate a esa zorra” en castellano). Más de 80.000 personas han compartido un post en el que Phuc calificaba como "muy irritante" que la gente no le creyera cuando decía su nombre real.