GOOGLE NO DA PIE CON BOLA EN LAS REDES SOCIALES

GOOGLE NO DA PIE CON BOLA EN LAS REDES SOCIALES

El cierre de Orkut y el largo historial de pifias de Google con las redes sociales

En Google, esa empresa que un día fue tan solo un buscador de internet, están trabajando en la creación de coches autónomos, en la comercialización de unas gafas inteligentes y en la fabricación de móviles modulares, entre otros muchos proyectos que más bien parecen sacados de la ciencia ficción. Sin embargo, las redes sociales se les siguen resistiendo.

Orkut, otra pifia de Google
Orkut, otra pifia de Google | TecnoXplora

Hace unos días, los de Mountain View anunciaban el cierre definitivo de Orkut y, con ello, su enésimo fracaso en el mundo de lo social. Probablemente no la echarás de menos. La mayoría de sus usuarios se concentraban en Brasil (donde alcanzó la cifra de 30 millones de usuarios) y en la India, países que sumaban más del 80% de los registros.

Si quieres ver qué pinta tiene este 'zombie' social antes de que sea enterrado definitivamente, ya es tarde. Aunque Orkut echará el cierre a finales de septiembre, ya no es posible registrarse en la red social creada en 2004.

Aquel mismo año nacía Facebook, y fue esa misma plataforma la que terminó por hundir a Orkut cuando desembarcó en Brasil y en la India. Los internautas de ambos países olvidaron la apuesta social de Google. Una de tantas...

Por mucho que se empeñan en lograrlo, en Mountain View no consiguen cogerle el punto a las redes. El último fracaso de la 'gran G' en este ámbito se suma a otros que no dejan lugar a dudas: Google no sabe cómo morder la oreja a Zuckerberg y compañía.

En 2005, Google compró Dodgeball, una red social que ya comenzaba a trabajar con el concepto de geolocalización. El servicio, que fue creado en el año 2000 y llegó a funcionar en 23 ciudades estadounidenses, notificaba a sus usuarios cuando había amigos cerca o actividades de interés a su alrededor, después de que hubieran compartido su ubicación por SMS.

Uno de sus fundadores, Dennis Crowely, abandonó el proyecto en 2007 tras calificar de "increíblemente frustrante" la experiencia de trabajar con Google, y fundó un año más tarde Foursquare. Por su parte, Google cerró Dodgeball en 2009 para sustituirlo por Latitude.

width=

Como dejar morir a Dodgeball no era suficiente, Google también acabó enterrando Latitude. Lo hizo el año pasado. ¿Y por qué? Porque ahora la geolocalización pasa sí o sí por Google+, la red social que concentra todos los esfuerzos sociales realizados desde Mountain View.

Todo para Plus

Google+ está hasta en la sopa. Por eso se da la contradicción de que se trate de la segunda red social con más usuarios - por detrás de Facebook, claro -, y a la vez medios de comunicación como el Wall Street Journal, citando estudios muy serios, hablen de la plataforma como “la ciudad fantasma” por la escasísima actividad de esos usuarios. Precioso panorama.

Si quieres comentar un vídeo en YouTube o utilizar GMail, estás en Google+, que aprovecha las buenas cifras de esos dos servicios para tener unos datos decentes que, eso sí, no logran esconder la realidad: la red social de la 'gran G' no es rival para Facebook y, de hecho, de vez en cuando suenan rumores de cierre.

La historia se repite

No es la primera vez que Larry Page y los suyos juegan a vincular su red social a otros servicios. Ya en 2010 hicieron algo parecido con Google Buzz, una plataforma que funcionaba como un complemento de GMail y que permitía a sus usuarios conversar y compartir contenidos, al más puro estilo Twitter. Algunos problemas de privacidad y el deseo de unificarlo todo en Google+ acabaron en 2011 con este experimento social.

Ahora, y después de todo un historial de desastres sociales, Google se aferra a la vinculación de su plataforma estrella -que no estrellada, al menos aún– con servicios ya consolidados. Eso, por un lado. Por el otro, ha sacado la cartera y se ha puesto a comprar 'hits' de lo social como Twitch, la plataforma de 'streaming' de videojuegos más popular del mundo, o Waze, la app israelí de mapas que permite acceder a información sobre el tráfico de forma instantánea.

Así las cosas, mientras la gran apuesta social de la firma perdía a su vicepresidente (Vic Gundotra), el consejero delagado, Larry Page, aseguraba estar comprometido con el proyecto Google+ ¿Se ha convertido Page en un Quijote de lo imposible, está diciendo solo la mitad de la verdad, o tiene un as en la manga?

David G. Ortiz | @gomezortiz | Madrid | 08/07/2014

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.