TecnoXplora » Internet

Internet

Un viejo virus para Android regresa más peligroso que nunca, ¿sabes cuál es?

Se trata de un malware de origen chino que, aunque conocido por la comunidad de investigadores de seguridad, está sorprendiendo por su enorme peligrosidad.

Malware

Pixabay Malware

Publicidad

Lo normal es que cuando una amenaza de seguridad en la red es neutralizada y pasa a formar parte del catálogo de defensas que tienen los programas de antivirus acabe por olvidarse aunque, con el paso de los años, han aparecido excepciones que son peligrosamente persistentes, porque con el tiempo van a ganando en poder destructivo.

Es el caso de FakeSpy, un malware que en los últimos días ha puesto su objetivo en EE.UU. y Europa Occidental, y que a pesar de tratarse de un viejo conocido de los expertos en seguridad, sus más recientes actuaciones están sorprendiendo por la virulencia con la que está golpeando a los usuarios de Android.

Cuidado con caer en su trampa

FakeSpy tiene a sus espaldas más de tres años y por eso sigue anclado a viejos usos que eran muy frecuentes entre los malware de aquellos tiempos, donde los SMS todavía tenían un pequeño gran papel reservado. Es por eso que debemos tener mucho cuidado de no caer en su trampa, que suele consistir en una comunicación a través de la app de mensajes donde nos solicitan descargar una app a través de un enlace.

Esa será la puerta de entrada para un intento de hacerse con la información que tenemos en el smartphone y que puede variar en intensidad: desde las credenciales de inicio de sesión en nuestro banco, a datos de las apps más sensibles, así como la lista de contactos, la monitorización de los mensajes de texto que recibamos e incluso el minado de cualquier archivo que puedan considerar interesante.

Pensaréis que robar la información que nos llega a través de los SMS no tiene demasiado interés... pero no es así. Con las credenciales de nuestro banco, o de cualquier otro servicio donde tengamos tarjetas bancarias registradas, y el acceso a nuestros mensajes cortos de texto pueden ordenar todo tipo de transferencias a entidades ajenas a las nuestras, o pagar por productos que no hemos comprado nunca. El resultado final es un saqueo completo de todo aquello a lo que consigan acceder.

Malware en Android | howtostartablogonline.net / flickr

Otro de los grandes peligros de este FakeSpy es que, una vez en nuestro terminal, reenvía el enlace para descargar la aplicación maliciosa a toda nuestra lista de contactos, de tal forma que multiplica su efectividad porque con un único ataque puede alcanzar a cientos o miles de personas en muy poco tiempo.

El caso de este FakeSpy no es nuevo, pero sí sorprendente, por la insistencia de sus autores por darle nuevas armas con las que combatir a los programas que lo intentan neutralizar. Tanto es así que alguno de los investigadores que lo han visto en acción recientemente afirman que con cada nueva actualización "lo hacen más sofisticado, evasivo y bien equipado", lo que convierte "a FakeSpy en uno de los ladrones de información más potentes del mercado". Tan temido es que ya vaticinan una nueva oleada: "anticipamos que este malware continuará evolucionando con nuevas características adicionales". Así que cuidado con los enlaces que abrís de esos SMS sospechosos que llegan de vez en cuando a vuestros teléfonos.

Publicidad