UN MÁGICO PARAJE DESÉRTICO EN ISRAEL

UN MÁGICO PARAJE DESÉRTICO EN ISRAEL

El fascinante Cráter Ramón

Mitzpe Ramon es uno de los destinos turísticos más populares del Negev gracias a su espectacular cráter de erosión conocido como Makhtesh o cráter de Ramón, el más grande del mundo de este tipo, que aunque a menudo se afirma que fue creado por la colisión de un asteroide, en realidad fue creado por la erosión hídrica.

El cráter de Ramón es el más grande de los tres cráteres del Néguev. Un lugar con formaciones geológicas sin precedentes en otras partes del mundo, unas vistas fascinantes y hoy, una reserva natural que abarca el cráter y las montañas que lo rodean. Un espacio que es además la reserva natural más grande de Israel.

La belleza y la magia cautivadora del Néguev no se podrían captar mejor en ningún otro lugar que nos sea el cráter más grande de la zona. Con 40 kilómetros de ancho, el cráter Ramón ofrece unas vistas asombrosas del desierto, y es una maravilla geológica.

Justo al borde del cráter se ubica la pequeña ciudad de Mitzpe Ramón, un lugar único que en los últimos años se ha convertido en una nueva y activa ciudad, con una amplia oferta de alojamiento que va desde hoteles de lujo a granjas ecológicas, y todo por la belleza y la inmensidad del desierto del Néguev.

Mirador. Cráter Ramón | Turismo de Israel. Foto: Dana Tal

El cráter Ramón tiene 40 kilómetros de largo, y de 2 a 10 kilómetros de ancho, en forma de corazón alargado. Forma parte de la reserva natural de Ramón que incluye también las montañas circundantes del Néguev. El único asentamiento en la zona es un pequeño pueblo, Mitzpe Ramón, que significa punto de observación de Ramón en hebreo, y su nombre, Ramón, viene del árabe "rumano" que significa "romanos", y probablemente está vinculado a una pista que los romanos construyeron aquí.

La formación de cráteres comenzó hace cientos de millones de años cuando el océano que cubría el Néguev comenzó a desplazarse hacia el norte. El agua y otras fuerzas climáticas aplanaron lenta y constantemente la curva de la parte superior. Y mucho más tarde, hace sólo unos 5 millones de años, se formó el valle de la grieta Arava, cambiando los ríos su curso, momento en el que tallaron el interior del cráter.

En el desierto, el poder de la erosión del agua supera con mucho al de la lluvia ocasional que golpea los bordes afilados de los cráteres. Así, el fondo del cráter se va haciendo más profundo rápidamente, mientras que las paredes conservan su ángulo vertical aumentando gradualmente en altura. A medida que el cráter se profundiza, los estratos de roca más antiguos van saliendo a la superficie, así en lo más hondo del cráter de Ramón hay algunas rocas que tienen más de 200 millones de años. El cráter tiene 500 metros de profundidad y abarca una gran diversidad de montañas y rocas de colores y formas fantásticas.

Cráter Ramón | Turismo de Israel. Foto: Dana Tal

Si vas a visitar el Cráter Ramón, lo mejor es empezar por acercarte hasta el Centro de Visitantes Mitzpe Ramon situado en el mismo borde del cráter. El centro cuenta con exposiciones interactivas que explican los procesos naturales que llevaron a la creación del makhtesh o cráter. También ofrece información interesante acerca de la vida vegetal y animal de esta región aparentemente estéril e inhóspita. Y además del cráter, el Centro de Visitantes Mitzpe Ramon es también un museo y un monumento en honor de Ilan Ramon, el primer astronauta de Israel que murió en el año 2003 cuando el Transbordador Columbia se desintegró al volver a entrar en la atmósfera terrestre.

Además desde la ventana panorámica de este centro hay una impresionante vista del cráter.

Después puedes salir y dirigirte al Paseo Albert, un sendero decorado con impresionantes esculturas medioambientales que sale del Centro de Visitantes y que recorre el borde del Cráter de Ramón.

En medio del paseo hay un "balcón de aves" que cuelga por encima del cráter y ofrece las mejores vistas alrededor del cráter. Aquí podrás ver pájaros volando bajo tus pies en lugar de sobre su cabeza. El sendero pavimentado termina en un punto, pero el camino continúa a lo largo del borde del cráter hasta una pequeña plataforma de observación instalada encima de una roca.

Más información:

Sin duda, si viajas hasta Mitzpe Ramon, descubrirás un lugar fascinante en pleno desierto del Néguev.

También te puede interesar

Arquitectura extraordinaria en el desierto del Negev

Siente el peso de la historia en una escapada al desierto de Judea

Marta Rivas | Madrid
| 24/06/2019

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.