Grand Central Terminal (Nueva York): Ubicada muy cerca de la sede de las Naciones Unidas y a solo 10 minutos andando de Times Square. Hasta ella llegan trenes repletos de trabajadores y turistas a diario, unos 100.000. A esta cifra hay que sumar las personas que entran para comprar en sus tiendas y observar su hall con las enormes banderas de Estados Unidos colgadas de sus arcos. Grand Central ha aparecido en series como ‘Gossip Girl’.

Imagen no disponible | Montaje

Union Station (Washington D.C): La capital estadounidense tiene en una de sus vías de entrada uno de sus mejores monumentos. La estación posee un gran contraste, la parte principal cuenta con una arquitectura que recuerda a la América del S.XIX y el interior es un gran centro comercial con todo tipo de servicios. El Capitolio y el Mall se encuentran a menos de un kilómetro.

Imagen no disponible | Montaje

Ámsterdam Central (Ámsterdam): En una de las orillas del rio Amstel se ubica este edificio de estilo neorrenacentista diseñado a finales del S.XIX por Pierre Cuypers. Su interior es como el de otra estación cualquiera, pero su exterior no deja indiferente a nadie y es imposible marcharse de Ámsterdam sin verla.

Imagen no disponible | Montaje

King’s Cross (Londres): La estación se hizo famosa por el Anden 9 y ¾ de la saga de Harry Potter. No podrás coger un tren hacia Hogwarts, pero lo que sí puedes es sentirte como Harry y sus amigos cuando estés paseando por sus andenes. Esta terminal es otro de los atractivos que tiene el barrio londinense de Camden.

Imagen no disponible | Montaje

Marienplatz (Múnich): Puerta de entrada, o de salida, a la plaza que da nombre a la estación. La parada fue inaugurada en 1971, un año antes que las olimpiadas de Múnich, y desde entonces ha llamado mucho la atención por sus colores y su estilo modernista. En el año 2005 se remodeló respetando su “personalidad”.

Imagen no disponible | Montaje

Shibuya (Tokio): Es una de las más grandes del país nipón, por sus pasillos pasan alrededor de 2 millones de personas al año. La estación se hizo famosa gracias al perro Hachiko. Esta historia cuenta como este animal esperó a su dueño durante años a la puerta de Shibuya.

Imagen no disponible | Montaje

Chhatrapati shivaji (Bombay): No es una estación de trenes al uso, es una de las pocas que ha sido declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Fue inaugurada en el 1888 y su estilo victoriano mezclado con influencia de la India la hace única.

Imagen no disponible | Montaje

Sao Bento (Oporto): Su localización es perfecta, en pleno casco histórico. En él se integra de maravilla por su estilo y los grabados que hay en su entrada. Estos mosaicos representan momentos históricos de Portugal, como el torneo medieval de Arcos de Valdevez.

Imagen no disponible | Montaje

Amberes (Bélgica): Es considerada como una de las más bonitas del mundo, y no es para menos. Se construyó a finales del S.XIX y sorprendió a la ciudad por su diseño revolucionario, como los techos altos para evitar que los humos desprendidos de los trenes cayesen de manera directa sobre los pasajeros.

Imagen no disponible | Montaje

Atocha (Madrid): En esta lista es inevitable incluir a la estación madrileña. Por su interior pasan al año más de 10 millones de personas y recibe trenes de diferentes partes de España. En el 92, con motivo de la introducción del AVE, se reformó por completo y se añadieron el jardín tropical y el intercambiador, entre otros servicios.

Imagen no disponible | Montaje

Esta solo es una pequeña muestra de que muchas estaciones no son solo lugares de paso, son paradas obligatorias y que reflejan el estilo de la ciudad en la que se encuentran. La próxima vez que estés en alguna de ellas, fíjate en si son sólo paradas en el camino o por el contrario tienen algo que descubrir.