TecnoXplora » Móviles

Evita sustos

Qué hacer si te roban o pierdes el móvil

Consejos para no entrar en pánico.

Publicidad

En los tiempos que ha tocado vivir perder o que nos roben el móvil puede ser un grave problema. Se ha convertido en un dispositivo imprescindible de nuestra vida cotidiana, puesto que no sólo lo usamos para comunicarnos, sino que a través de él gestionamos nuestra agenda, las cuentas corrientes del banco, las citas del médico y el correo electrónico entre muchas otras funciones. A continuación, te contamos que debes hacer si extravías o te es sustraído tu teléfono móvil.

Pasos a seguir cuando nos desaparece el teléfono móvil.

Cuando cambiamos de teléfono móvil algo que generalmente no solemos hacer es guardar la factura de compra y apuntar el IMEI, este código de 15 número aparece en la caja original del dispositivo. Por lo que, si no somos de conservarla, debemos guardarlo a buen recaudo, para averiguar el EMEI del teléfono podemos pulsar *#06#. Algo que debemos hacer antes de perderlo y en previsión de los que pueda pasar. Además, para garantizar que nadie tenga acceso al contenido de nuestro móvil es aconsejable configurar un bloqueo de pantalla. Son varios los métodos que puedes usar, desde un número PIN, un patrón o si nuestro móvil dispone de reconocimiento biométrico como huella dactilar o reconocimiento facial.

Otro ajuste muy recomendable que podemos activar es la opción “encontrar mi dispositivo”. Dependiendo de si nuestro teléfono es Android o iOS este se encuentra en un lugar distinto. En el caso de Android para activarlo debemos de acudir a los “ajustes” del teléfono. Una vez accedemos seleccionaremos a los ajustes de Google. A continuación, entra en “seguridad” y por último activaremos “encontrar mi dispositivo”. Si se trata de un iPhone la cosa cambia y en esta ocasión debemos acceder a los “ajustes” del teléfono, y desde aquí activar la opción “buscar mi iPhone”.

Encuentra tu dispositivo
Encuentra tu dispositivo | TecnoXplora

Si perdemos o nos roban el móvil no supone siempre la pérdida de total de su contenido, esto no sucede, siempre y cuando mantengamos al día las copias de seguridad ya sea de nuestras cuentas de usuario como de las aplicaciones. De esta forma podemos recuperar todo el contenido. Una vez que somos conscientes de la pérdida lo primero que debemos hacer el llamarnos, por si tuviéramos la fortuna de que alguien lo encontré y nos responda. Si no es así, debemos ponernos en contacto con nuestro operador para anular la SIM y pedir un nuevo duplicado. De esta forma evitaremos gastos si alguien ha utilizado el teléfono. En el caso de que sea un robo, debemos acudir a la Policía para formular la correspondiente denuncia y con está solicitar a la compañía que bloquee el terminal para que este no pueda ser usado. Trámite para el que será necesario el IMEI del dispositivo que previamente hemos guardado. Con estos sencillos consejos, podemos evitar que la pérdida o sustracción del móvil se convierta en un verdadero infierno que nos suponga además de la pérdida de datos un gasto acumulado si ha sido utilizado indebidamente.

Publicidad