¿TIENE UN BUEN PORVENIR?

¿TIENE UN BUEN PORVENIR?

Chrome OS, ese gran desconocido

Google no es una empresa precisamente dada a los fracasos pero, por fortuna, cuando los tiene no suelen ser muy sonoros. La única excepción sería Google Plus, que no termina de despegar y que tiene la capacidad de una mosca para atraer y mantener usuarios conectados ¿Qué otros productos sin éxito ha tenido Google? Muchos, pero ahora solo nos interesa uno: Chrome OS, al menos de momento.

Aplicaciones en el escritorio de un Chromebook
Aplicaciones en el escritorio de un Chromebook | TecnoXplora

En realidad es injusto referirse al sistema operativo de Google como un fracaso porque, bueno, realmente nunca se pensó para el éxito, pero cuando la compañía presenta por todo lo alto en su conferencia para desarrolladores que las apps de Android se podrán ejecutar en él, quizá los señores del buscador sí tenían pensado algo más importante para su SO.

Por si te suena a chino, Chrome OS es una alternativa open source muy sencilla a entornos Windows y Mac que se basa en Linux y en, como su nombre bien indica, el navegador de Google. Arrancando de la estética y funcionalidades de Chrome, este sistema operativo se propone dos cosas: cumplir con las funciones más básicas de todo ordenador (editar textos, navegar por internet, escuchar música y ver vídeos) empleando los servicios en la nube de Google.

En otras palabras, Google quería que Chrome OS cubriera el cupo de los ya muertos netbooks de hace unos años. El resultado, como decíamos, no ha sido el más positivo. No es un SO que se pueda instalar en cualquier ordenador fácilmente, aunque poderse, se puede; y los portátiles que lo emplean, los llamados Chromebook, o son caros o son muy malos.

Evidentemente, esto no quita que Chrome OS y los ordenadores pensados para él sean unos cacharros muy eficientes para un público que necesita estar conectado siempre y trabajar durante largas horas en internet. Para un periodista, sin ir más lejos, es una buena inversión: sus portátiles tienen mucha batería y, salvando excepciones como edición avanzada de fotos, Chrome OS puede hacerlo todo. Es más que un netbook, ciertamente, pero nadie lo conoce porque Google no lo ha promocionado.

¿En qué lugar deja todo esto a Chrome OS? Pues en uno no demasiado bueno, pero en el que hay potencial gracias a Android. El SO móvil de Google se está acercando peligrosamente a los ordenadores empleando Chrome OS como trampolín. No solo empezarán a adaptar las apps de Android al ordenador, sino que este se beneficiará del Material Design que Google va a implantar a lo largo y ancho de todos sus productos.

Parece una tontería decir esto, pero Android y Chrome OS en conjunto pueden ser una amenaza para Microsoft y el imperio Windows. La tendencia del mundo de la informática es hacia lo móvil en todos los sentidos, pero, ¿y al revés? Llevar Android, más bien adaptar sus millones de aplicaciones, a portátiles podría ser una gran idea. Vamos, que no estaría mal usar WhatsApp como dios manda en el ordenador.

Google ya ha mostrado cómo se adaptan a Chrome OS apps como Vine o Flipboard. En el caso de la primera, la verdad es que el resultado no es nada espectacular, aunque grabarse y ver lo que ocurre a la vez en el ordenador puede ser útil. En el caso de la segunda, la cosa ya cambia: el aspecto de app de tablet en el escritorio no luce nada mal. ¿Es este el futuro de Android, invadir los ordenadores a través de Chrome OS?

Es irónico hablar de Chrome OS como algo que solo puede salir adelante mezclándose con Android, pero así son las cosas. Aún le queda mucho camino por recorrer y extenderse más allá de los EEUU. En España, por ejemplo, Chrome OS no tiene apenas presencia ni tiene pinta de que vaya a tenerla tal como funciona ahora. Sin embargo, seguro que mucha gente compraría un portátil que le dejara seguir una conversación de WhatsApp en un ordenador después de llegar a casa...

Bruno Louviers | @brunolouviers | Madrid | 03/07/2014

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.