La firma china no deja de sorprendernos una semana tras otra con multitud de nuevos dispositivos que lanza al mercado. Además todos ellos pertenecientes a segmentos de lo más dispares. En el caso de hoy, nos hacemos eco de un producto que se ha hecho muy popular en Asia en los últimos meses, y que sin ir más lejos muchos ya hemos adquirido en alguna ocasión para nuestros hijos, como son las pizarras en forma de tableta. Estas tabletas son muy populares, porque permiten dibujar con un lápiz de plástico, y borrar el contenido de la pantalla pulsando un botón. Eso es precisamente lo que hace esta nueva pizarra de Xiaomi, vamos a conocerla.

Características de la pizarra Mijia LCD Blackboard

Aunque es un producto que llega bajo la marca Mijia, sabéis perfectamente que esta es una marca que pertenece a Xiaomi, y con la que lanza multitud de productos todos los meses. Ahora el último gadget que ha lanzado al mercado digamos que es una versión Premium de estas populares pizarras de las que os hablábamos hace unos momentos. Esta es una pizarra ideada para sustituir el uso habitual que hacemos del papel con una pequeña tableta que al fin y al cabo podemos utilizar de bloc de notas. Además esta pizarra no hay que encenderla o apagarla, ya que siempre está activa, y detecta perfectamente los trazos del lápiz que trae consigo.

Mijia LCD Blackboard | Xiaomi

Lo mejor de todo es que cuando hemos dibujado o escrito lo que queremos, solo tenemos que pulsar a un botón para borrar por completo la pantalla sin dejar rastro, y volver a dibujar o escribir lo que queramos. Xiaomi además asegura que es una pantalla que no emite ningún tipo de luz azul, por lo que no fatiga a la vista de ningún modo. Eso sí, la pantalla es monocromo, por lo que sobre su fondo negro solo podemos dibujar en el color azul que podéis ver en la imagen, aunque es más que suficiente para poder ver en la mayoría de situaciones de luz la pantalla y su contenido.

Esta pizarra llega en dos tamaños, uno de 10 pulgadas y otro de 13.5 pulgadas. El primero tiene un precio de apenas seis euros, mientras que el segundo cuesta algo más de diez euros, lo que no es nada para un producto que puede sustituir perfectamente a nuestros cuadernos o blocs de notas. La versión más pequeña tiene un peso de 195 gramos, mientras que la versión de 13,5 pulgadas pesa 345 gramos. Si algo se agrade de esta pizarra de Xiaomi es que no tiene el aspecto de juguete que las otras pizarras que se venden normalmente en las tiendas chinas, sino que tiene un aspecto más parecido al de una pequeña tableta, con un cuerpo de color blanco y un botón de borrar colocado en la parte inferior central, como si se tratase del típico botón Home de un iPad o cualquier otra tableta. Sin duda una pizarra que en cuanto a su relación calidad precio no puede ser más interesante.