Es uno de los wearables más populares del mercado, y por tanto uno de los más vendidos, la pulsera inteligente de Xiaomi. Esta espera ya su quinta generación, que tiene por delante el cada vez más difícil reto de superarse respecto de sus modelos predecesores. Pero hay una función en la que sí podría crecer la nueva Mi Band, y es la de los pagos móviles. Ya en China la cuarta generación contaba con la posibilidad de hacer pagos gracias al NFC, pero el problema es que este sistema ha estado asociado a las pasarelas de pago chinas, por lo que no se puede utilizar a nivel global. Pues bien, eso es algo que podría resolver la Xiaomi Mi Band 5.

La característica para convertirse en el wearable perfecto

Ahora hemos conocido gracias a un medio de origen ruso que la Xiaomi Mi Band 5 contará con una característica muy esperada por todos los usuarios. Esta sería su compatibilidad con Google Pay, la pasarela de pagos móviles de la firma de Mountain View. De esta manera la función activa actualmente en las pulseras chinas se adaptaría así al estándar global por el que hacemos pagos con nuestros móviles Android. Por tanto la nueva versión integraría la conectividad NFC y esta a su vez se podría utilizar para que la pulsera pase a ser un medio de pago válido, al igual que lo son nuestros móviles. Para ello solo tendríamos que acercar la muñeca al datafono en cualquier tienda para poder realizar los pagos.

Xiaomi Mi Band 4 | Xiaomi

Al ser un medio compatible, desde Google Pay elegiríamos la tarjeta con la que queremos pagar, con la aplicación para el móvil, y el pago se efectuaría con la pulsera de Xiaomi. Esta desde luego es una de las características más esperadas por los usuarios, junto a la integración de la conectividad GPS. Por tanto la nueva pulsera contaría con un verdadero reclamo para hacerse con ella y dejar a atrás los anteriores modelos. Aunque lógicamente hay un aspecto que será clave a la hora de que la llegada de esta nueva funcionalidad acompañe también en ventas. Esta no es otra que el precio de la pulsera.

Actualmente la Xiaomi Mi Band 4 se puede comprar en España por unos 30 euros, aunque su precio inicial fue de 35 euros. Los modelos anteriores se movieron entre los 20 y 25 euros. Pero mucho nos tememos que la llegada de esta conectividad podría aumentar más el precio de la pulsera. De hecho podríamos esperar un aumento hasta los 40 euros perfectamente. Aunque esto alejaría mucho a la pulsera de su esencia original. En cualquier caso no adelantemos acontecimientos, porque esta información del NFC no deja de ser un insistente rumor de una novedad que tendría toda la lógica en la nueva pulsera. Si Xiaomi consigue introducir los pagos móviles a la vez que contiene el precio, no tenemos la menor duda de que esta nueva Xiaomi Mi Band 5 será otro éxito de ventas como las de sus predecesores.